Cerca de cinco mil 900 invidentes incorporados al trabajo en Cuba

Este artículo es de hace 12 años
Ese aspecto era uno de los más complejos en la integración social de los invidentes antes del triunfo de la Revolución, lo cual los hacia dependientes económicamente de sus familiares, instituciones benéficas o la caridad pública, mientras que hoy disfrutan de pleno empleo. El grueso de esas personas trabajan en centros ordinarios, en tanto cerca de un millar lo hace en los mas de 140 talleres especiales para discapacitados inaugurados en todo el país, y el resto mediante el contrato a domicilio, entre otras vías. A fin de facilitar el acceso a esa actividad funciona en Cuba el programa de empleo para discapacitados (PROEMDIS), comisiones que atienen la solicitud de los interesados y tramitan su incorporación. Entre los factores que hacen posible ese resultado figuran la garantía de empleo ofrecida por el estado revolucionario, la preparación de esas personas a través del estudio y su rehabilitación integral. (RHC)

Este artículo es de hace 12 años

Archivado en:

Comentarios

Playlist de videos en CiberCuba



¿Tienes algo que reportar? escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +34621383985