El presidente cubano Raúl Castro dijo hoy que en Cuba jamás adoptaremos decisiones por presión o chantaje

Este artículo es de hace 12 años
El mandatario clausuró las trabajos del Primer Período Ordinario de Sesiones de la VII Legislatura de la Asamblea Nacional del Poder Popular, en el capitalino Palacio de las Convenciones. Explicó que ante cada medida adoptada últimamente por la nación antillana sale inmediatamente algún funcionario del gobierno de Estados Unidos desde un vocero hasta el Presidente calificándola de insuficiente o cosmética. Apuntó que el enemigo está haciendo hasta lo imposible para multiplicarle a Cuba las dificultades con la absurda aspiración de ponerla de rodillas. Aunque aquí nadie les ha pedido opinión, reiteró que jamás adoptaremos una decisión, ni la más mínima, como resultado de la presión o el chantaje, añadió. Raúl Castro resaltó que Cuba lo demostró cuando bajo el dictado del gobierno de Estados Unidos, fue expulsada de la OEA y todos los países latinoamericanos, con la honrosa excepción de México, rompieron relaciones diplomáticas con la Isla. También recordamos cuando en 1996, bajo la misma batuta imperial, los países de la Unión Europea adoptaron la llamada posición común contra Cuba, recalcó. El presidente puntualizó que a estos supuestos acusadores, en primer lugar Estados Unidos, los pueblos los han sentado en el banquillo de los acusados, por los cientos de personas mantenidas durante años en el territorio usurpado de la Base Naval de Guantánamo. Planteó también las condiciones inhumanas y desconocedoras de las normas universalmente aceptadas del trato a prisiones aplicadas a los presos en Guantánamo. Millones de personas en el planeta los condenan por los cientos de miles de civiles asesinados por las bombas y la metralla del ejército de ocupación, a quienes llaman eufemísticamente daños colaterales y por el empleo indiscriminado de la tortura, afirmó. Raúl Castro explicó es iluso soñar que un pueblo tras resistir actos terroristas, guerra económica y agresiones de todo tipo durante medio siglo, vaya a renunciar a conquistas fruto de enormes sacrificios para satisfacer a círculos de poder de Estados Unidos. La desigual batalla de esta pequeña isla frente a tan poderoso enemigo le ha granjeado el respeto de los pueblos y de gran parte de los gobiernos, fundamentalmente de las naciones del Tercer Mundo. Otros, aunque no comparten algunas de nuestras ideas, han asumido una actitud más realista, recalcó. (PL)

Este artículo es de hace 12 años

Archivado en:

Comentarios

Playlist de videos en CiberCuba



¿Tienes algo que reportar? escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +34621383985