La crisis financiera golpeará también a Cuba

Esta noticia es de hace 11 años
“En Cuba nunca se había visto un huracán así”. María, una anciana de cerca de noventa años de la comunidad de Las Terrazas (en la provincia tabaquera de Pinar del Río), recuerda conmocionada el asalto de Gustav, el primero de los dos huracanes que, junto con Ike, arrolló la isla, arrancó palmeras y tejados de cuajo y desabasteció de alimentos y electricidad a la población. Pero los huracanes no son la única preocupación de un Gobierno cubano en plena transición de Fidel Castro a su hermano Raúl. La crisis financiera internacional, que paradójicamente ha nacido en EEUU, país que ejerce un bloqueo sobre Cuba desde 1962, afectará este año a la industria turística internacional por la desaceleración del consumo. Y sus efectos tampoco pasarán de largo en Cuba. En el caso de la isla, acostumbrada a vivir en una crisis endémica, el 45% de sus ingresos depende del turismo. El resto, corresponde a la exportación de níquel, azúcar, ron, tabaco y langostas congeladas. Las dos mayores empresas estatales cubanas en colaboración con España son Pescafina y Altadis, aunque ningún sector supera en importancia al turismo. En la década de los noventa, este último permitió a la isla salir de una crisis provocada por la caída de sus aliados soviéticos. Ahora, un parón del turismo resultaría fatal. “Tememos que en Cuba también se notarán los efectos de la crisis económica en la llegada de turistas”, explica Manuel Rodríguez, un alto cargo de Havanatur, el touroperador propiedad del Gobierno cubano que ejerce el monopolio de los viajes a Cuba. En 2007, el país caribeño recibió 2,1 millones de viajeros, un 3,2% menos que en 2006, e ingresó por este concepto unos 2.200 millones de dólares. El pronóstico para 2008 es de 2,3 millones de viajeros, aunque en lo que va de año, el sector turístico ha crecido un 13% respecto al ejercicio anterior, ha explicado el ministro de Turismo de Cuba, Manuel Marrero. Según datos oficiales, los principales emisores de turismo al país son, por este orden, Canadá, Italia, Inglaterra y el cuarto lugar se lo disputan España, Francia y Alemania. Pérdidas millonarias Ike y Gustav dejaron pérdidas por unos 5.000 millones de dólares, según datos del Ministerio de Turismo de Cuba. Tras el huracán, el país se ha afanado en reconstruir los destrozos, que ya no se perciben en polos turísticos como La Habana, Varadero, Trinidad, Santa Clara y los cayos; en otros enclaves, como la Isla de la Juventud, Camagüey, Holguín o Pinar del Río todavía siguen con las tareas de reconstrucción. Para compensar el impacto de los huracanes, el Gobierno ha intensificado los esfuerzos para atraer turistas y ha aprovechado la celebración del 30 aniversario de Havanatur para lanzar una campaña de promoción exterior entre agentes de viajes y touroperadores. Desde España vuelan las compañías Iberia, Cubana, Air Europa y Air Comet Plus y una de las reivindicaciones de los agentes de viajes españoles es que mejoren las conexiones desde ciudades como Barcelona, que están obligadas a realizar escala en Madrid. Otras iniciativas que explora el Gobierno cubano consisten en potenciar el turismo de naturaleza para enriquecer la oferta de sol y playa, atraer a más familias, crear una oferta de lujo en los cayos y construir 15 campos de golf. Uno de los ejemplos de ecoturismo es el proyecto de Las Terrazas. Este pueblo situado en la zona de la Sierra del Rosario fue declarado en 1985 Reserva de la Biosfera por la Unesco y alberga una de las propuestas más interesantes. La oferta está compuesta por un hotel, cinco restaurantes y la posibilidad de visitar antiguos tostaderos de café, realizar excursiones a pie o disfrutar de los paisajes haciendo canopy, un nuevo deporte que permite deslizarse a través de un cable de acero, a varios metros de altura, por las copas de los árboles de la selva. Otras zonas en las que se está fomentando el ecoturismo se encuentran en Trinidad, en la provincia de Sancti Spiritus, y en Baracoa, en la provincia oriental de Guantánamo. El Gobierno también está desarrollando ofertas de más nivel en los cayos; la más reciente es el complejo hotelero Occidental Royal Hideway Ensenachos, en Cayo Ensenachos. Reparto empresarial Según el Ministerio de Turismo, en 2006 existían en Cuba 362 negocios en operaciones con capital extranjero, de ellos 237 como asociaciones económicas, 57 producciones cooperadas y 60 contratos de administración. Y es que las empresas no pueden realizar inversiones 100% extrajeras en la isla y deben operar como joint ventures con el gobierno. Las principales cadenas multinacionales que actúan en Cuba son Sol Meliá, Sandals, ACCOR, NH Hoteles, Blau, Barceló, Iberostar, Riu, y SuperClubs, entre otras. El sector hotelero público cubano está encabezado por Cubanacán (38,3% del número de habitaciones del país), Gran Caribe, Gaviota, Islazul y Habaguanex. Fuente: Expansion.com

Esta noticia es de hace 11 años

Archivado en:

Playlist de videos en CiberCuba

Comentarios


¿Tienes algo que reportar? escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +34621383985