Publicarán cancionero de música tradicional cubana

Este artículo es de hace 11 años
Un singular cancionero de música tradicional cubana —único en su tipo en el mundo —bajo el título de Como la rosa, como el perfume— ha sido confeccionado a cuatro manos por el periodista y musicógrafo Lino Betancourt Molina y el eminente compositor y fundador de la Nueva Trova, Eduardo Ramos. Está previsto presentarlo a la próxima Feria Internacional del Libro de La Habana. Se trata del primer cancionero contentivo de una selecta representación de 40 de las más significativas canciones de la trova originaria en Cuba. El libro, además de la letra de los números musicales, incluye las biografías de sus autores, las partituras de guitarra para ser interpretadas en este instrumento y dos discos, cada uno de los cuales posee veinte de las obras. "La idea original de este cancionero fue de Abel Acosta, viceministro de Cultura y Presidente del Instituto Cubano de la Música. Hay una canción de cada uno de los trovadores seleccionados, que igualmente representan a todo el país, desde Guantánamo, hasta Pinar del Río", argumentó Lino Betancourt. El cancionero comienza con La Bayamesa —obra primigenia de nuestros cantores trovadorescos— cuya música fue creada por Carlos Manuel de Céspedes, el Padre de la Patria cubana, y Francisco Castillo Moreno; y la letra por José Fornaris Loret, en 1851. Concluye con la canción "La Trova", de Germán Pérez Ibáñez, de Sagua La Grande, Villa Clara, considerada como un himno de la trova mayor. Según Lino, se escogieron para este útil y valioso cancionero, los músicos y cantantes que con mayor fidelidad interpretaron los números escogidos para esta obra. Un ejemplo está en la canción ¿Y tú qué has hecho? — más conocida como «En el tronco de un árbol»—, que aparece interpretada a guitarra por su propio autor, Eusebio Delfín. "Así contiene nuestro cancionero números de la primera etapa de la trova en Cuba, interpretados por María Teresa Vera, el Trío Matamoros, el dúo Voces del Caney, Los Hermanos Junco, Compay Segundo y su grupo, y otras agrupaciones musicales y solistas. "Una persona que posea medianos conocimientos de música, con las partituras reproducidas, puede aprenderse perfectamente y tocar o acompañar estos números», comentó Lino. "Es muy importante resaltar que el trabajo estrictamente musical fue realizado por Eduardo Ramos, uno de los grandes compositores cubanos, que sustituyó a Leo Brouwer en el Grupo de Experimentación Sonora, durante años fue el director del grupo de Pablo Milanés y desarrolló también una activa labor al frente de la casa discográfica "Abdala", puntualizó Betancourt Molina. Lino nació en Guantánamo, en 1930. Ejerce el periodismo desde 1950. Escribe y conduce un programa de la Trova en la emisora Radio Taíno, desde hace 19 años. Ha dado conferencias de temas musicográficos en Estados Unidos, España, Francia y Panamá. Además, ha publicado cientos de artículos sobre la música tradicional cubana y ha escrito varios libros: dos acerca de Compay Segundo, en 2002 y 2008; Apuntes sobre la trova en Santiago de Cuba, en 2006 y Trova y trovadores, en proceso de edición en la Editorial "Colibrí". Fuente: Mujeres

Este artículo es de hace 11 años

Archivado en:

Comentarios

Playlist de videos en CiberCuba



¿Tienes algo que reportar? escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +34621383985