Asegura el comandante norteamericano de Guantánamo que todas las quejas sobre torturas son investigadas

El escenario es una sala de conferencias rodeada por militares: dos a la izquierda, uno de frente y cuatro de pie. El resguardo es mayúsculo para el almirante David M. Thomas Jr., quien en entrevista para LA RAZÓN habla sobre las acusaciones de tortura en Guantánamo.


Este artículo es de hace 12 años
Actualmente en la base hay 240 aprehendidos entre enero de 2002 y marzo de 2008. Con la llegada de Barack Obama a la Casa Blanca se ve un acercamiento con La Habana y la posible desaparición del lugar donde detienen a presuntos terroristas de Afganistán e Irak. – ¿Qué se siente al estar en el centro de las críticas de la comunidad internacional? – Se siente orgullo de estar encargado de la custodia segura, humana, legal y transparente de los detenidos. Estoy contento de esta misión y de los 2.000 hombres y mujeres que están a mi cargo. – ¿Por qué EE UU se empeña en mostrar que el trato a los detenidos es humano y respetuoso? – Actuamos de acuerdo con la ley internacional y la Convención de Ginebra. Se hace de forma transparente. Es importante que todo el mundo entienda cómo nos comportamos y qué hacemos, por eso nos visitan la Prensa, los líderes y el Comité Internacional de la Cruz Roja. – ¿Cómo explica la polémica que hay alrededor de Guantánamo? – Lo único que puedo afirmar es que actuamos de forma legal y transparente. – ¿Sus hombres torturan a los detenidos? –Les proporcionamos actividades de recreo, comida, libros y tratamiento médico. Todas las quejas de tortura son investigadas. –  Usted conduce los interrogatorios de quienes están detenidos hace años. ¿Qué sentido tiene? – Hay dos razones. Primero los conduzco por la seguridad de los guardias, los médicos, la de los detenidos y la de los campos. Y la segunda es para respaldar otras actividades que se llevan a cabo en Afganistán e Irak. – Usted está orgulloso de estar aquí. Pero su comandante en jefe Obama afirmó que este lugar debe cerrarse. ¿Qué opina? – Haré lo que diga mi presidente. Pero, hasta que los detenidos se vayan, aquí seguiremos. – En Washington saben que quieren cerrar Guantánamo, pero no está claro cómo. ¿Qué haría usted? – Ésas son decisiones políticas muy importantes. Pero mi trabajo está aquí y lo hago durante las 24 horas del día, durante los 365 días del año: encargarme de que los detenidos estén seguros y sean tratados de forma humana. (La Razón)

Archivado en:


¿Tienes algo que reportar?
Escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +1 786 3965 689

Necesitamos tu ayuda:

Como tú, miles de cubanos leen y apoyan el periodismo independiente de CiberCuba. Nuestra independencia editorial comienza por nuestra independencia económica: ninguna organización de ningún país financia CiberCuba. Nosotros hacemos nuestra propia agenda, publicamos nuestras opiniones y damos voz a todos los cubanos, sin influencias externas.

Nuestro diario se ha financiado hasta hoy solamente mediante publicidad y fondos propios, pero eso limita lo que podemos hacer. Por esto pedimos tu ayuda. Tu aporte económico nos permitirá hacer más acciones de periodismo investigativo y aumentar el número de colaboradores que reportan desde la isla, mientras conservamos nuestra independencia editorial. Cualquier contribución, grande o pequeña, será muy valiosa para nuestro futuro. Desde solo 5$ y con solo un minuto de tu tiempo puedes colaborar con CiberCuba. Gracias.

Contribuye ahora

Comentarios

Playlist de videos en CiberCuba


Esta Web utiliza cookies propias y de terceros, para mejorar la experiencia de usuario, recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad y mostrar publicidad adaptada a sus intereses.

Más información sobre nuestra política de privacidad.