Silvio Rodríguez aboga por "desbaratar" en Cuba la burocracia inmovilista

Este artículo es de hace 9 años
El científico cubano Gustavo Kourí Flores, destacado por su labor de más de  tres décadas al frente del Instituto de Medicina Tropical “Pedro Kouri” (IPK), quien falleció repentinamente en la tarde de ayer, en esta capital, a los 75 años de edad, nos deja la huella imborrable de su consagración, magisterio en la transmisión de conocimientos, experiencias a generaciones de profesionales, y sus valiosos aportes a la ciencia. Indica una nota del Noticiero Nacional de la Televisión que su mayor orgullo -lo destacaba recientemente ante el colectivo de trabajadores del IPK, que le rendía homenaje- fue cumplir la misión que le planteara Fidel: llevar la institución que dirigía al más alto nivel internacional. Kourí fue alumno eminente durante sus estudios de Bachillerato en el Colegio de La Salle, alcanzó el título de Doctor en Medicina en la Universidad de La Habana y era Doctor en Ciencias Biológicas. Ostentaba, además, otras categorías científicas y docentes. Desde 1968 fue subdirector de Investigaciones del Centro Nacional de Investigaciones Científicas (CNIC) y ocupó diversas responsabilidades de importancia en la esfera de salud pública y vinculadas a la investigación científica. Kourí es autor de más de 200 publicaciones y dos libros, y fue el dengue el tema de su trabajo e investigaciones. Recibió premios y reconocimientos sociales y científicos, medallas, siendo las más importantes la de Héroe del Trabajo de la República de Cuba, que confiere el Consejo de Estado; la Orden Carlos J. Finlay y otras condecoraciones cubanas y extranjeras. El sepelio partirá mañana, viernes, a las 9:40 de la mañana desde la funeraria de Calzada y K, en el Vedado. Sus restos serán sepultados en el Cementerio de Colón.   Fuente: Radio Rebelde

Este artículo es de hace 9 años

Archivado en:

Playlist de videos en CiberCuba


Comentarios


¿Tienes algo que reportar? escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +34621383985