Porristas en La Habana

Este artículo es de hace 6 años
En apenas una semana cheerleaders, animadoras o porristas —como usted prefiera llamarles— tomarán la capital cubana por asalto para convertirla, entre el 30 de octubre y el 1ro de noviembre, en sede del IV Campeonato Panamericano de Cheerleading and Dance. Apenas familiarizados con estas prácticas mediante el cine, los cubanos disfrutarán de la actuación de porristas de seis países del continente y al menos dos invitados (Alemania y Japón), aunque sin duda las grandes ausentes serán las norteamericanas, reconocidas mundialmente por su tradición y exquisitas ejecuciones en la disciplina. Según explicó Dania García, metodóloga de la Dirección Nacional de Cultura Física y Promoción de Salud, la posibilidad de organizar el evento surgió con una propuesta de profesores peruanos, quienes impartieron en 2013 un curso de esta materia para especialistas cubanos; y en reconocimiento a la experiencia cubana en la organización de grandes eventos deportivos. El escenario de competencias para esta cuarta edición continental será el Coliseo de la Ciudad Deportiva, que ha acogido —por más de cinco décadas— los más variados espectáculos deportivos y culturales. Para la lid ya están confirmada la presencia de equipos en representación de Ecuador (actual campeón del certamen), Venezuela, Perú, Guatemala, Colombia y Cuba; en tanto, los atletas de Japón y Alemania participarán en las categorías convocadas para el Open. García explicó que la preparación para el evento de cheerleading ha sido compleja, pues Cuba no posee mucha experiencia en este particular, a pesar de haber transitado un amplio camino en lo referente a composiciones gimnásticas. En tal sentido, fue necesario “estudiar las técnicas específicas que rigen esta disciplina en el mundo, y aunque solo estamos en el comienzo esperamos un buen papel de los cubanos”, aseguró. Refiriéndose a los aspectos técnicos añadió que no solo está en juego la originalidad de la coreografía, sino también la puesta en escena, pues “para obtener una buena calificación es necesario conjugar varios factores: coreografía, elementos gimnásticos, acrobáticos, grandes pirámides, alzadas, lanzamientos… pero todo ello con gran protección para los atletas”. Para juzgar las ejecuciones de los equipos participantes se conformó un jurado integrado por dos jueces de la Federación Panamericana e igual cifra proveniente del Federación Mundial de Cheerleading, quienes tendrán la responsabilidad de evaluar los tres modalidades convocadas: barras (muy similar a las grandes composiciones gimnásticas, con 50 miembros por equipo), los equipos de cheerleading (integrados por 12 porristas) y el cheerdance (que mezcla esta especialidad con ritmos bailables). El cronograma de actividades tendrá su momento cumbre el sábado 1 de noviembre, fecha dedicada únicamente al certamen competitivo y que abrirá sus puertas a las 10:00 a.m. para luego recesar y recomenzar las rondas finales a partir de las 3:00 p.m. La experiencia será novedosa y seguramente espectacular, con presentaciones fuera de la común para un público que asistirá por vez primera a este tipo de competencias en Cuba cuando el próximo 1ro de noviembre la belleza artística, coreografía y ritmo de las cheerleaders, animadoras, o porristas —como usted prefiera— tomen por asalto la capital cubana.

Este artículo es de hace 6 años

Archivado en:

Comentarios

Playlist de videos en CiberCuba



¿Tienes algo que reportar? escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +34621383985

Esta Web utiliza cookies propias y de terceros, para mejorar la experiencia de usuario, recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad y mostrar publicidad adaptada a sus intereses.

Más información sobre nuestra política de privacidad.