Inaugura Gonzalo Rojas el Premio Casa de las Américas 2008

Este artículo es de hace 12 años
“Un alegrón estar aquí, no sé si lo merezco. Siempre habrá otros para hablar del libro, del portento del libro, del futuro del libro, esa especie de arcángel que vino del papiro y que ya empieza a ser proscrito del planeta por obra de la hibridez, la malversación del pensamiento, de la plata y la muerte.”, fueron estas las palabras iniciales del poeta chileno Gonzalo Rojas al dejar inaugurada la cuarenta y nueve edición del Premio Literario Casa de las Américas esta mañana en la sala Che Guevara.En presencia de los veinte jurados —narradores, poetas, ensayistas, investigadores, periodistas y editores—, Rojas, Premio Cervantes de las Letras y Premio Nacional de Literatura en su país, entre otras distinciones, señaló que estaba cumpliendo una invitación que le hiciera el poeta y ensayista Roberto Fernández Retamar, presidente de la Casa, durante su visita a Chile en ocasión de su cumpleaños noventa. Y a propósito de sus nueve décadas, expresó: “Desde hace 90 años ando en las aguas, vivo de ellas, muero de ellas: las amnióticas ciegas —9 meses diez mil—, las mágicas a lo largo de esas infancias que no terminan nunca, las diamantinas, las secretas —rigor y frenesí—, las obesas, las ásperas —cuadernas, chumaceras—, las precipicias, las convulsas, todo ese río en fin que somos todos y por lo visto el mar que también somos todos.” Texto en el que se cruzaron cauces de portentosos y diversos ríos, la voz de poetas, palabras inventadas que suenan bien, ciudades y países, América y Cuba, la Casa y la literatura. Tierra y agua. Vigoroso discurso en el que la poesía nos salva y oxigena. Su relación con la Isla, donde fungió como Encargado de Negocios del gobierno de la Unidad Popular, pasa también por la anécdota en que lo expulsan de la universidad por querer cubanizarlos o por este mensaje de agradecimiento y recordación: “Aquí aprendí la Tierra. Cuánto y cuánto aprendí. De las estrellas aprendí. Y claro de la grandeza, de la dignidad, del gran pacto solidario. Aquí me dieron ustedes de comer, o más bien los padres de ustedes, de comer mi hambre y mi pena en los abismos del exilio pero siempre estuve aquí: durmiera donde durmiera…” Humor y picardía: “Vamos a reírnos un poco, así hablaba Pablo Neruda, aquí también hay que reírse.” Y se escucha la voz de Pablo en la voz de Gonzalo Rojas, poderoso y presente: “Ahí está el mar, bajo de noche y te oigo/venir volando bajo el mar sin nadie,/bajo el mar que me habita oscurecido:/vienes volando”. Nacido en 1917, Gonzalo Rojas alcanza renombre continental con el poemario Contra la muerte (publicado por la Casa en 1967), cuya primera versión titulada “Fragmentos” había obtenido mención en el Premio Casa de las Américas en 1964. Ha sido jurado del Premio en varias ocasiones, y este año el Fondo Editorial de la Casa ha editado Contra la muerte y otras visiones, título que se presentará este jueves 24 a las cuatro de la tarde en la sala Manuel Galich. Una vez concluido el acto de constitución del Premio, el jurado ha viajado a Cienfuegos donde se instalará hasta el próximo domingo. Allí podrán realizar las lecturas de las obras y cumplir, además, un programa cultural que incluye presentaciones de libros, encuentro con estudiantes universitarios y diálogo con escritores e intelectuales de la provincia. En esa ciudad se celebrará la primera acción de Leer América, campaña de lectura de la Casa, que este año pretende completar los anaqueles de literatura latinoamericana y caribeña de las bibliotecas del país con los títulos del Fondo Editorial Casa. El miércoles a las once de la mañana la Biblioteca “Roberto García Valdés” recibirá una donación de libros de autores de la región, y el sábado 26 a partir de las cuatro de la tarde en los portales de la librería Dionisio San Román y a lo largo de la avenida El Prado de esa ciudad, se celebrará Leer América con la presentación de los Premios Casa 2007, del más reciente número de la revista Casa de las Américas, así como de los libros Sobre salvajes, del poeta venezolano Gustavo Pereira, y Seva, del narrador puertorriqueño Luis López Nieves, jurados de la presente edición del Premio. Fuente: La Ventana 

Este artículo es de hace 12 años

Archivado en:

Comentarios

Playlist de videos en CiberCuba



¿Tienes algo que reportar? escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +34621383985