En marcha mayor Parque Eólico de Cuba

Esta noticia es de hace 12 años
Las impresionantes torres asemejan gigantescos molinos de viento que harían perder la cabeza nuevamente al pintoresco Don Quijote. El paisaje no es el de La Mancha, sino el de la costa norte de la provincia de Holguín, a 40 kilómetros de esta ciudad y específicamente en el municipio de Gibara.Tampoco se trata de molinos de viento, mucho menos de gigantes amenazadores, sino de seis aerogeneradores montados allí para aprovechar el fuerte viento que caracteriza la zona en la producción de energía eléctrica, sin el empleo contaminante de combustibles fósiles.Cada torre soporta un aerogenerador, a 55 metros de altura, con capacidad para 850 kilowatts por hora, como potencia máxima, y el peso total del equipamiento asciende a 100 toneladas.Estos equipos son de tipo fijo, diseñados para aprovechar al máximo la fuerza del viento y deben detener su funcionamiento con corrientes de aire muy fuertes.El emplazamiento posee una capacidad de generación de 5.1 megaWatts, y su puesta en marcha ahorrará al país cerca de 240 kilogramos de combustible por cada MW/hora entregado al Sistema Electroenergético Nacional (SEN), al cual se sincronizará a través de una línea, ya construida, y la subestación de 33 000 Volts de Gibara dos.Fue en el 2005, a partir de los planteamientos hechos por el Comandante en Jefe Fidel Castro Ruz, que se comienza a analizar, por parte de la Unión Eléctrica, la posibilidad de emplear aquí la energía del viento para generar electricidad.Ya existían estudios sobre el tema, pero sin tener en cuenta la nueva visión y contenido revolucionario en cuanto al uso de fuentes alternativas de energía a gran escala.Estudios acuciosos sobre el tema, realizados de conjunto con el CITMA, en zonas costeras de Mayarí, Moa y Gibara, aconsejaron la factibilidad de emplazar, en esta última región, el Parque Eólico.Las máquinas se orientan automáticamente según la dirección del viento. El aire mueve las palas, que hacen rotar el generador y así el movimiento pasa al transformador, ubicado en el fuste del aerogenerador. La electricidad resultante se transmite, por cables de fibra de alta tecnología, hasta el Centro de Control, equipado con paneles de distribución que envían la energía hasta la subestación de Gibara dos.El control se hace desde el parque, para optimizar el empleo del viento y obtener electricidad que satisfaga parámetros de calidad que se correspondan con las normas cubanas para sincronizarse al Sistema.Fue instalado, además, un programa de protección interna de última tecnología para desconectar al parque, y así evitar daños, si existen fallas de tensión en el SEN.La instalación del moderno equipamiento estuvo a cargo de la empresa Vértice, contratista y líder de la dirección integrada del proyecto.El montaje de las pesadas estructuras corrió por parte de operadores de modernas grúas de gran porte, procedentes de Cienfuegos. Contratar a extranjeros para esta labor hubiera costado al país cerca de un millón de dólares. La puesta en marcha se realiza por personal calificado de la firma española GAMESA.En reciente visita, Manuel Menéndez Castellanos, coordinador del Grupo de Apoyo al Comandante en Jefe Fidel Castro Ruz, destacó que la inversión debe recuperarse en siete años, aunque según los precios actuales del petróleo puede ser en menor tiempo.Holguín está llamado a convertirse en el potencial del país en aprovechamiento de la energía eólica, asegura Menéndez. Una vez en operación este parque, se iniciarán las labores para la construcción y el montaje del Gibara dos, en la zona de Punta Rasa, y al finalizar el 2008 debe quedar en funcionamiento, con seis aerogeneradores de tecnología china y una capacidad de 4,5 MW (750 KW cada uno), lo que permitirá a la provincia contar con una capacidad total de 10 MW sin gastar un solo gramo de petróleo.Por su magnitud, el parque es considerado una escuela para el país, y debe cubrir cerca del 30% de la demanda del municipio donde se encuentra enclavado.Menéndez significó que el parque, cuando esté en pleno funcionamiento, representará un ahorro de siete toneladas diarias de crudo, cifra que representa más de 2 500 toneladas al año, según cálculos conservadores.El proyecto debe extenderse por la costa norte oriental, hasta Guantánamo, para la instalación de ocho nuevos parques eólicos, algunos colocados a 70 metros de altura y cuatro de ellos quedarán en la provincia de Holguín.El esfuerzo realizado por los holguineros es grande, y con la inauguración de este majestuoso Parque Eólico deben estar orgullosos del resultado alcanzado. Hoy toda Cuba debe aprender de ustedes, resaltó Manuel Menéndez.Fuente: Granma

Esta noticia es de hace 12 años
Archivado en:

Comentarios


¿Tienes algo que reportar? escribe a CiberCuba:

 +34621383985