Equipo de Santiago de Cuba campeón de la Serie Nacional de pelota

Este artículo es de hace 12 años
¡Por segunda ocasión consecutiva y en seis de las últimas diez Series, Santiago es el titular! La Aplanadora superó una vez más a Pinar del Río, esta vez en el mejor y más cerrado partido de la finalísima, apoyada en un formidable relevo de Reinier Roibal y un decisivo jit del Cañón del Caney, Alexei Bell, además de un espectacular cierre a cargo de Norge Luis Vera. Empate a una exhibía la colorida pizarra del San Luis en siete innings, cuando las Avispas marcaron la que resultaría decisiva, con dos outs y corredores en primera y segunda, remolcada por Bell con sencillo a la pradera izquierda, ante el relevista Pedro Luis Lazo. Antonio Pacheco mantuvo su alineación ganadora, pero colocó en el box al veterano Ormary Romero, en lugar de Norge Vera, reservado para una emergencia. Jorge Fuentes se vio obligado a realizar cambios debido a la lesión del jardinero Jorge Padrón durante el partido dominical, dándole entrada a Gavilán y a Raidel Hernández, el primero en sustitución de Norlys Concepción. Yunieski Maya, el abridor de los Mediasverdes, se presentó con su velocidad acostumbrada, por encima de las 90 millas, y no afrontó dificultades para colgar los dos primeros escones. Pero en el tercero, ya con dos outs, Ronnier Mustelier le golpeó con fuerza una recta en la zona baja y le sacó la Mizuno 150 por el jardín izquierdo. El empate llegó rápido, en la parte baja de la tercera, cuando Ormary perdió el control luego de sacar dos outs y regaló boletos a Castillo y Valdés, tras lo cual Donald Duarte sonó cañonazo al derecho que remolcó al torpedero pinareño. En lo adelante, el choque resultó un duelo entre Maya y el prometedor derecho Reinier Roibal. El pinareño repartió seis ponches entre tres bateadores, Reutilio, Poll y Maikel Castellanos, mientras el indómito amarraba corto a la ofensiva adversaria, limitándola a dos jits, uno de ellos por dentro del cuadro. Pinar no se dio por vencido y atacó en el noveno, abierto por Gavilán con jit al derecho. Ahí entro Vera y la respuesta rival fue sacar a batear al zurdo Jorge Padrón. Inexplicablemente, Padrón intentó tres veces el toque, en una jugada superconservadora (¿para que buscar un empate?) y regaló el primer out. De los demás se encargó Vera, con ponche a Mijail Rivera y elevado de Castillo al central. Es el tercer campeonato para los santiagueros en los últimos cuatro años, todos bajo la dirección de Antonio Pacheco, y también el octavo de la provincia desde 1979. Fuente: Granma   

Este artículo es de hace 12 años

Archivado en:

Playlist de videos en CiberCuba


Comentarios


¿Tienes algo que reportar? escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +34621383985

Esta Web utiliza cookies propias y de terceros, para mejorar la experiencia de usuario, recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad y mostrar publicidad adaptada a sus intereses.

Más información sobre nuestra política de privacidad.