Turiguanó, al norte de Ciego de Ávila, primer parque eólico demostrativo de Cuba.

Este artículo es de hace 11 años
Las inmensas torres semejan gigantescos molinos de viento que harían perder la cabeza nuevamente al pintoresco Don Quijote. El paisaje no es el de La Mancha, sino el de Turiguanó, al norte de Ciego de Ávila y tampoco se trata de molinos, sino del primer parque eólico demostrativo de Cuba. En exclusiva para la Agencia de Información Nacional, Ramón Acosta, ingeniero jefe del grupo de fuentes renovables de energía, explicó que “esta organización ayuda a preparar a los especialistas y los técnicos que van a trabajar en distintos lugares del país.” Agregó que: “Ya se prepararon 10 de Gibara y un grupo de la Unión Eléctrica, con la ayuda de la base material de estudio del centro de capacitación que tenemos allí, de manera  que aprovechen toda la experiencia. Estas máquinas requieren de un grupo de modificaciones para adaptarlas a nuestro clima y nuestras condiciones.” El decrecimiento de las reservas petroleras en el mundo convierten a la eólica en una de las fuentes de energía del futuro, refieren especialistas en el tema. Impulsar aceleradamente la asimilación y expansión de la generación eléctrica mediante la energía eólica es un interés de máxima prioridad para el Estado cubano, que aspira al gradual despegue de esa fuente renovable en los próximos años. Además de los niveles de generación que brindan, los parques eólicos son de gran importancia porque no provocan daño al medio ambiente. (AIN)

Este artículo es de hace 11 años

Archivado en:

Playlist de videos en CiberCuba


Comentarios


¿Tienes algo que reportar? escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +34621383985