Y ¿cuánto vale una casa en Cuba?

Este artículo es de hace 8 años
No existen datos oficiales acerca de la compra-venta de casas en la Isla, pero en internet el tema se ha movido mucho. Desde la aprobación de los decretos que modifican la Ley General de la Vivienda, el movimiento en la red y los altos precios son los rasgos más llamativos de una actividad que había sido considerada ilegal en los últimos cincuenta años. En el sitio web Revolico,com cada mes se visitaban 400.000 páginas en la categoría de categoría compra-venta de viviendas antes de la promulgación del decreto. En noviembre, las cifras se duplicaron, y febrero ha cerró con más de un millón de páginas visitadas. Pero... y los precios? Está claro que el movimiento de este mercado inmobiliario depende fundamentalmente del capital de los emigrados y no del resultado del trabajo de los cubanos. "Los precios están distorsionados, por dos factores: el tiempo que el mercado inmobiliario estuvo ilegalizado, o sea, que existía pero era ilegal, y la escasa oferta que existe, sobre todo de inmuebles de calidad", considera Hiram Centelles, de 27 años, cofundador de Revolico. Para Jesús Encinar, creador de Idealista, el principal portal inmobiliario de España, "no es tan extraño" que los cubanos, por el nivel de sus salarios, no puedan participar activamente del mercado. El experto conoce la Isla. El verano pasado disertó en Estado de Sats sobre el papel de las empresas, los impuestos y el desarrollo del país.  Encinar considera que "lo esperable" es que haya barrios dónde se concentre el comprador extranjero, o cubano con familia fuera, y otras muchas zonas donde no ocurra tal cosa. "La gran mayoría de viviendas para el mercado nacional tendrán que ajustar su precio a la capacidad de ahorro y nivel de renta de los cubanos, y no serán por tanto de mucho precio", agrega. En Miramar, un vendedor pide un millón y medio de pesos convertibles por una propiedad que incluye dos casas. Las fotos muestran residencias de lujo con jardín y piscina. La web creada por Hiram Centelles, donde aparece publicado el anuncio, indica que su vendedor (o intermediario) radica en España. No es la única oferta estratosférica en La Habana. Otras llegan a costar hasta 700.000 CUC. Es el caso de una casa de Santos Suárez, que incluye terreno, cancha de frontenis, siete habitaciones e igual número de baños, garaje grande y dos cocinas. En Santiago de Cuba, Oriente Realty & Asociados se anuncia como una "empresa" privada que gestiona operaciones inmobiliarias allí.  Uno de ellos pide casi 300.000 euros por una vivienda de cinco cuartos en Nuevo Vedado, y asegura que "comienza a haber movimiento" en el mercado nacional. "Es como todo. Está empezando, es probable que crezca, el principal problema es que en Cuba no se dan préstamos hipotecarios". Jesús Encinar coincide en que los préstamos ayudarían a normalizar el mercado inmobiliario nacional. Son necesarias "unas leyes hipotecarias que permitan que la familia cubana media pueda tener acceso a crédito para la compra de una vivienda", explica. "Esta es la casa que cualquier empresario desearía para vivir o hacer negocios. Puedes construir el mejor hostal o la mejor paladar de Cuba", dice un llamativo anuncio de una mansión en La Víbora, sin fotos, por la que piden 1.300.000 CUC. Habrá que seguir la evolución de este mercado en los próximos meses, cuando todos se hayan acostumbrado a que es posible realizar la compra-venta de inmuebles en toda Cuba. Fuente: Diario de Cuba

Este artículo es de hace 8 años

Archivado en:

Playlist de videos en CiberCuba


Comentarios


¿Tienes algo que reportar? escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +34621383985