Cuba tiene que volver a ganar el derecho de perder

Este artículo es de hace 4 años

En el último partido del grupo A del Premier 12 de béisbol, la selección cubana aseguró su pase a los cuartos de final tras derrotar a Italia con un poco convincente marcador de 2 carreras por 1.

Cada vez que Cuba triunfa con excesiva dificultad sobre un equipo débil, se dice que lo importante es que haya ganado, pero lo cierto es que no se quita con la victoria la insatisfacción de ver jugar al equipo tan por debajo de su nivel.

No, lo importante no es ganar, pues uno se siente estafado cuando ve a sus peloteros, aunque ganen, jugar como si fueran principiantes, desconcentrados, bateando y pichando mal, cayendo en errores que no cometen en sus equipos de la Serie Nacional. Uno se siente estafado cuando ve a Víctor Mesa maltratar a los peloteros, dándoles gritos tras equivocarse, y uno sospecha que se equivocan precisamente por lo mal que los trata Víctor Mesa. Uno se siente estafado, en fin, cuando ve a sus peloteros siendo víctimas de presiones y obligaciones ajenas a la esencia del béisbol y de cualquier otro deporte.

Lo importante no es ganar, porque si se pierde, entonces dejan de ser importantes el esfuerzo y el deseo de jugar a la pelota. El amor al béisbol no puede estar atado a la obligación de ganar, porque entonces hace rato que abríamos dejado de amar al béisbol. En todo caso, es mucho más honrosa una derrota peleada, que una victoria que no se sabe bien ni cómo se logró.

Seguimos siendo víctimas del triunfalismo hueco que se nos inculcó en las últimas décadas, cuando las victorias del béisbol no se valoraban por su valor deportivo, sino por su valor político. Los equipos Cuba tenían que ganar para demostrarle al mundo cosas que no tenían nada que ver con el deporte, la mayoría de ellas falsas. Y lo más irónico del caso es que no ganaban porque fueran buenos equipos (que lo eran), o porque fueran habitantes de una sociedad mejor (que no lo era), sino porque jugaban contra equipos ridículamente inferiores, con alguna que otra excepción.

Por suerte esa época desapareció, aunque su inercia siga afectándonos, y ahora el equipo Cuba debe ganarse otra vez el derecho a perder, cuando simplemente no pueda ganar, ya sea porque tiene enfrente a un equipo mejor que no hubo manera de dominar (Canadá) o a un equipo peor que se creció sobre sus limitaciones (Taipéi de China).

Lo que no pude ocurrir de ninguna manera es que pierdan con cualquier equipo, bueno o malo, solo porque el nerviosismo, los maltratos y las presiones ajenas al béisbol les impidan ejercer con amor, deseos y confianza esa actividad a la que dedican todos los días de su vida.

Cuba jugará en la madrugada del lunes a las 5:30 am contra Corea del Sur en la muerte súbita de cuartos de final.

Este artículo es de hace 4 años

Archivado en:

Comentarios

Playlist de videos en CiberCuba



¿Tienes algo que reportar? escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +34621383985

Esta Web utiliza cookies propias y de terceros, para mejorar la experiencia de usuario, recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad y mostrar publicidad adaptada a sus intereses.

Más información sobre nuestra política de privacidad.