Pinar del Río blanquea a Ciego y despide a todo tren su año beisbolero

Este artículo es de hace 4 años

Los Vegueros dejaron en dos hits a los campeones nacionales para despedir el año de la mejor manera posible, ganándole dos subseries a Ciego y escalando al segundo lugar compartido del campeonato.

Con victoria de 5 carreras por 0, los Vegueros derrotaron por tercera ocasión a Ciego de Ávila en sus últimos cuatro juegos del año, uno de ellos arrastrado desde la primera fase.

En ese partido congelando, ninguno de los dos equipos pudo contar con sus refuerzos de la segunda fase, pues el choque se arrastraba de un momento de la Serie en que todavía los equipos jugaban con sus nóminas iniciales. Sin embargo, la decisión es muy cuestionable, no solo porque el resultado solo le afectaba a Pinar y a Ciego, sino porque ambos conjuntos tuvieron que jugar improvisando sus alineaciones, con peloteros que no estaban en su mejor forma deportiva por haber abandonado el juego regular o forzando a los regulares a soportar sobre sus hombros la ausencia repentina de cinco miembros. La caprichosa decisión de excluir a los refuerzos solo sirvió para demostrar una vez más la inflexibilidad de la Comisión Nacional de Béisbol cubana, que prefirió forzar a los peloteros y sacrificar el espectáculo por una formalidad que no tiene ninguna trascendencia.

Ese partido, ganado por Pinar del Río, inclinó a a su favor la primera subserie de entre ambos equipos, dos victorias por una.

La victoria de este martes de los Vegueros supuso también su dominio en la segunda serie particular, con el mismo balance de 2-1. En el juego, destacaron a la ofensiva el torpedero pinareño Juan Carlos Arencibia, quien se fue de 5-3 con una impulsada, y su compañero Reinier León, de 3-2 con un doble, una impulsada y dos anotadas. En la lomita, los encargados de frenar a los Tigres fueron el abridor Yaifredo Domínguez y el relevista Liván Moinelo, ambos con un solo hit permitido, Yaifredo en cinco entradas y Moinelo en cuatro capítulos.

Pinar además alcanzó con su triunfo a Industriales y Matanzas, con lo cual se facturó un triple empate en el segundo lugar de la Serie, con los tres equipos a un solitario juego de distancia de Ciego de Ávila, y dos de ventaja sobre Granma y Holguín, ocupantes del quinto lugar.

Este triple empate entre las tres armadas más poderosas de occidente supone un inicio de año nada feliz para Ciego de Ávila, que tendrá que pelear duro para poder mantener su liderazgo en peligro.

La 55 Serie Nacional continuará el 5 de enero.

Este artículo es de hace 4 años

Archivado en:

Playlist de videos en CiberCuba


Comentarios


¿Tienes algo que reportar? escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +34621383985

Esta Web utiliza cookies propias y de terceros, para mejorar la experiencia de usuario, recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad y mostrar publicidad adaptada a sus intereses.

Más información sobre nuestra política de privacidad.