El lujo se hace un lugar en la feria de yates de Miami Beach

Miami Beach acoge hasta el próximo lunes una de las ferias estrella de la náutica más avanzada y la última tecnología de Estados Unidos. Los nuevos yates boutique y de superlujo, con diseños de joya inalcanzable, navegan hoy.


Este artículo es de hace 5 años

Miami (EE.UU.), 11 feb (EFE).- Los nuevos yates boutique y de superlujo con diseños de joya inalcanzable navegan hoy por su destino natural, Miami Beach, que acoge hasta el próximo lunes una de las ferias estrella de la náutica más avanzada y la última tecnología de Estados Unidos.

La cita Yacht Miami Beach es, sin duda, uno de los escaparates más incitantes del mundo, y también más caros, con un extensión de unos 111.630 metros cuadrados de exhibición que se antojan suficientes para fantasear con una vida VIP en barcos silenciosos de afilada proa en la plenitud del mar.

La 28 edición de esta impresionante muestra cuenta con la renovada y exclusiva marina de Watson Island, las únicas instalaciones de Estados Unidos diseñadas para albergar embarcaciones de hasta 170 metros de eslora.

En esta marina se encuentra atracado el "Silverfast", una joya de la famosa compañía Burgess: 77 metros de elegancia plateada e infinita, de una arquitectura naval de líneas precisas y veloces. El precio de este superyate: 90 millones de dólares.

Se trata del "yate más veloz del mundo de su clase, con un diseño basado en la eficiencia y respeto al ecosistema y la aplicación de la última tecnología aeronáutica para aligerar el peso del barco", explicó a Efe en un paseo por su interior Rick Morales, responsable de ventas de Burguess en Miami.

Totalmente de aluminio plateado en su diseño exterior, a cargo del arquitecto naval noruego Espen Oeino, su ventanales ovalados, los detalles de madera de teca, piedra y metal y su cuidadosa estética convierten al "Silverfast" en un superyate moderno que impone un gran magnetismo refinado, simple, alejado de toda ostentación.

En su proa funcional, espacio para el aterrizaje de un helicóptero. Y la máxima comodidad en las siete cabinas con capacidad para 16 huéspedes, la zona de sauna, gimnasio y jacuzzi, esta última en el puente superior, al aire libre.

El directivo de Burgess insistió en la increíble velocidad de crucero de este yate (capaz de alcanzar los 27 nudos) construido en un astillero australiano que, en una de sus salidas, dijo, llegó a un puerto del Mediterráneo en solo 19 días.

La feria ha despertado con los años tal demanda entre los astilleros y expositores de yates de lujo que, en esta edición, la organización decidió ampliar la exposición en mar y tierra a la ciudad costera de Fort Lauderdale, al norte de Miami.

La muestra de Miami Beach acoge más de medio millar de yates de lujo y embarcaciones de recreo de alta gama y tecnología, con un valor que supera los 1.000 millones de dólares.

El eje de la feria gratuita Yachts Miami Beach se localiza a lo largo del muelle de Collins Avenue, cerca de dos kilómetros de yates y embarcaciones de todo tipo en el canal de Indian Creek Waterway.

Se espera que decenas de miles de visitantes acudan este año a la cita náutica, en un momento "muy positivo para la industria de los yates de lujo y superyates", apuntó a Efe Carlos Goycochea, director de comunicaciones para Latinoamérica de la compañía Pierson Grant, responsable de la promoción del evento.

Goycochea resaltó que Miami Beach es un "lugar perfecto para yates y los fabricantes lo saben y desean presentar sus nuevos productos a una audiencia sofisticada" y con gran presencia de potenciales compradores latinoamericanos.

Dada la buena salud del sector, el experto avanzó que 2016 será un "bueno año, mejor que los anteriores, con una industria de yates que continúa creciendo cada año" en prácticamente todas las categorías, desde barcos de pesca a deportivos y superyates pasando por catamaranes.

Otra joya exhibida en esta feria es el "Sovereign", un superyate de tres puentes y de 55 metros de eslora del constructor Newcastle que acomoda a 14 personas y alcanza una velocidad de 14 nudos. O los estilizados "La Pellefrina" y "Ferreti", además de un impresionante catamarán, "Ptolemy".

El escaparate de yates de lujo en que se convierte Miami Beach coincide estos días con la celebración de la feria Progressive Miami International Boat Show, en Cayo Virginia, en la bahía de Cayo Vizcaíno de Miami.

Por vez primera, esta segunda muestra albergará una réplica del yate "Pilar", con el que el escritor Ernest Hemingway salía a pescar y navegar desde las costas cubanas, y la embarcación original de la icónica serie de televisión "Miami Vice".

Los muelles de cayo Virginia son pues parada obligada para contemplar la réplica del "Pilar", cuya restauración fue hecha por el actor cubano-estadounidense Andy García, y la embarcación fueraborda "WellCraft" que James "Sonny" Crockett pilotaba en cada una de las trepidantes aventuras de la serie de televisión de la década de los años 80. 

(Imagen tomada de www.superyachts.com)

Archivado en:


¿Tienes algo que reportar?
Escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +1 786 3965 689

Necesitamos tu ayuda:

Como tú, miles de cubanos leen y apoyan el periodismo independiente de CiberCuba. Nuestra independencia editorial comienza por nuestra independencia económica: ninguna organización de ningún país financia CiberCuba. Nosotros hacemos nuestra propia agenda, publicamos nuestras opiniones y damos voz a todos los cubanos, sin influencias externas.

Nuestro diario se ha financiado hasta hoy solamente mediante publicidad y fondos propios, pero eso limita lo que podemos hacer. Por esto pedimos tu ayuda. Tu aporte económico nos permitirá hacer más acciones de periodismo investigativo y aumentar el número de colaboradores que reportan desde la isla, mientras conservamos nuestra independencia editorial. Cualquier contribución, grande o pequeña, será muy valiosa para nuestro futuro. Desde solo 5$ y con solo un minuto de tu tiempo puedes colaborar con CiberCuba. Gracias.

Contribuye ahora

Comentarios

Playlist de videos en CiberCuba