Empresa estatal de remesas en Cuba niega sus servicios a Eliecer Ávila

Esta noticia es de hace 4 años

El joven Eliecer Ávila, líder del movimiento opositor cubano Somos Más, ha denunciado que la empresa estatal de la isla FINCIMEX S.A, que provee servicio de remesas desde el extranjero, se ha negado a atenderlo sin ofrecer explicaciones.

De acuerdo con lo publicado por Ávila en el sitio oficial de Somos+, FINCIMEX S.A se negó a procesar una remesa que le fue enviada el líder opositor para que socavara los trámites de una visita a Perú, país al que fue invitado como observador para las próximas elecciones.

La empresa cubana provee una tarjeta de American International Service (AIS) que permite depositar una remesa desde varios países y ser recibida en Cuba al día siguiente. Ávila había solicitado el servicio, ya que FINCIMEX le había otorgado una tarjeta AIS hacía dos años.

Tras la negativa, según relata el líder de Somos+, FINCIMEX S.A no ofreció explicación alguna que justificase la acción.

“Mira Eliecer, la razón que me dan es que a FINCIMEX no le interesa brindarte ese servicio”, explicó una encargada de pago, quien le sugirió a Ávila que se dirigiera a al jefe del Departamento de “riesgos”, Yamil Hernández González.

A continuación publicamos un fragmento del texto redactado por Eliecer Ávila y divulgado por el sitio oficial de Somos+:

Ante tal negativa, decidí presentarme en las oficinas de la empresa estatal socialista para que me explicaran las razones por las cuelas la me denegaban el servicio. Primeramente fui atendido por la Gerente Gladis de la sede ubicada en 3ra y 6 de Miramar. Gladis revisa la computadora y no ve nada anormal. Luego hace algunas llamadas a sus superiores y nada. Ella misma no se explica qué puede estar pasando. Finalmente sale de la oficina por unos minutos y regresa con la cara pálida y la voz cortada. “Mira Eliecer, la razón que me dan es que a FINCIMEX no le interesa brindarte ese servicio”. Le pregunto si puede darme la respuesta por escrito y me dice que no, pero que me dirija a las oficinas centrales, que ahí vea al jefe del Departamento de “riesgos”, Yamil Hernández González. “Él si puede responderte oficialmente.”

Entonces me dirijo a la Calle 8 No.310 entre 3ra y 5ta, para encontrar a Yamil. Toco su puerta y me manda a entrar un joven de unos 37 años de pelo muy corto y timbre típico de “cuadro cívico-militar”. Aparenta buscar en la computadora “mi caso”  conociendo ya la respuesta. Finalmente me dice que: “efectivamente, no es interés de la empresa brindarme el servicio”. “Cualquier empresa en el mundo se reserva el derecho de rechazar o aceptar a sus clientes” me dice. Le planteo que: “no es así exactamente, en el mundo de las empresas serias y mucho más las estatales o públicas, éstas se rigen por normas y leyes que a su vez deben respetar la constitución de los países, donde no es aceptable al día de hoy discriminar a una persona por razones de raza, sexo, religión, o pensamiento político. Por tanto si una empresa deniega un servicio a alguien bajo alguno de estos criterios estaría cometiendo una grave ilegalidad. En segundo lugar, las empresas e instituciones serias, se pronuncian por escrito, con cuño, membrete, cargo, firma etc… así que si usted está seguro de que ésa respuesta es correcta, es moral y es legal, entonces deme un documento que la exprese”. 

El señor Yamil Hernández se niega nuevamente y agrega que “su empresa verifica e investiga a cada emisor y a cada receptor de cualquier envío, y sobre esa base acepta o deniega”. Le digo entonces que “me muestre el reglamento, código ético, normas de uso, condiciones del servicio o lo que sea que me esclarezca la razón exacta por la que soy denegado”. A lo que repite: “Yo no tengo estipulado darte nada de eso. ¡Imagínate que le tuviéramos que dar un papel a cada cliente!”

Es evidente que si yo solicité este servicio a una empresa estatal, es porque no tengo en lo absoluto nada que ocultar. Tampoco es mi interés utilizar vericuetos enredados para lo que debe ser perfectamente normal. Pero a la Seguridad del Estado eso no le conviene, necesita empujarnos hacia lo oscuro, lo “ilegal”, lo irracional… pues solo así pueden armar el discurso calumnioso y cobarde que le venden al resto de los cubanos y al mundo. 

En cualquier caso, por mucho que arrecie el Bloqueo interno, no logrará rendirnos ni de hambre y de cansancio.

Ing. Eliécer Ávila

Pte. Movimiento Somos+

(Imagen tomada de: panampost.com)

 

 

 

Esta noticia es de hace 4 años

Archivado en:

Playlist de videos en CiberCuba

Comentarios


¿Tienes algo que reportar? escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +34621383985

Esta Web utiliza cookies propias y de terceros, para mejorar la experiencia de usuario, recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad y mostrar publicidad adaptada a sus intereses.

Más información sobre nuestra política de privacidad.