Caterpillar donará medio millón para la Fundación Finca Vigía en Cuba

Este artículo es de hace 4 años

La Fundación Caterpillar Inc. ha anunciado que donará medio millón de dólares a la Fundación Finca Vigía, la organización que se dedica a restaurar y preservar la casa que Ernest Hemingway tenía en Cuba, así como los documentos y demás pertenencias del escritor estadounidense que se conservan en la Isla.

La donación ira destinada a la construcción de un laboratorio con un almacén de archivo en el museo de Hemingway ―conocido como el edificio Taller― el cual es extremadamente importante para la seguridad y protección de los objetos y documentos que pertenecieron al escritor norteamericano.

Tras 55 años de Embargo Económico contra Cuba, el Taller será el primer proyecto de construcción en la Isla que usará materiales de EE.UU.

Jenny Phillips ―quien es copresidenta de la junta directiva de la Fundación Finca Vigía― reconoció que el apoyo de Caterpillar

permitirá preservar el legado de Hemingway por muchas generaciones.

Hemingway vivió en Cuba los últimos 22 años de su vida y eso favoreció que allí coleccionara los trabajos de toda la vida, incluyendo correspondencia, pruebas de imprenta, manuscritos y miles de fotografías… la colección es sorprendente.

Según informan en una nota de prensa, este no es el primer gesto de acercamiento de la Compañía con sede en Peoria (Illinois) a  los cubanos, pues antes ya había donado generadores de energía a hospitales en Cuba.

La empresa estadounidense Caterpillar es el mayor fabricante del mundo de equipos de construcción y minería, de motores diésel y gas natural, turbinas de gas industrial y locomotoras diésel-eléctricas.

En el 2015, sus ingresos superaron los 47 mil millones de dólares.

Apenas las leyes de los EEUU se lo permitan, Caterpillar ha nombrado a la empresa portorriqueña “Rimco” como representante para operar en Cuba. Doug Oberhelman, presidente ejecutivo de Caterpillar, ha afirmado: 

Estamos comprometidos a ser un socio comercial y cultural con Cuba.

En estos momentos ya muchos equipos de la industria y el transporte en Cuba llevan motores Caterpillar.

También están presentes en la minería, en compresores industriales e incluso una gran parte de los buses chinos que circulan en la Isla tienen motores de esa marca.

Hasta ahora las compras de estos equipos y sus piezas de repuesto se realizaban a través de terceros países para eludir el Embargo. Sin embargo, para Cuba los costos de esas transacciones son muy altos.

Caterpillar es consciente de las ventajas mutuas que tendría una relación comercial directa con la Isla, y por ello afirman que llevan casi dos décadas:

abogando por un cambio en política pública de los EEUU referente a Cuba. Hasta el día de hoy ha estado trabajando con el Congreso estadounidense para poner fin al embargo comercial.

Este artículo es de hace 4 años

Archivado en:

Judith Moris

Redactora en CiberCuba. Licenciada en Filología Hispánica por la Universidad de La Habana, y Máster por la Universidad Autónoma de Barcelona. Ha sido profesora en la UH e investigadora en la UAB, y redactora/editora de la editorial Teide

Comentarios

Playlist de videos en CiberCuba



¿Tienes algo que reportar? escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +34621383985

Judith Moris

Redactora en CiberCuba. Licenciada en Filología Hispánica por la Universidad de La Habana, y Máster por la Universidad Autónoma de Barcelona. Ha sido profesora en la UH e investigadora en la UAB, y redactora/editora de la editorial Teide