Foto © Micatalejo

Matanzas y la lluvia hacen estragos en la 56 Serie Nacional de Béisbol

Este artículo es de hace 4 años

Con la segunda barrida consecutiva de Matanzas, el fin de la cadena de triunfos de Holguín y tres juegos suspendidos lluvia concluyó la sexta subserie del campeonato cubano de béisbol.

Poco antes del partido de este lunes, Ermidelio Urrutia declaró a una emisora cubana que Matanzas era el equipo a derrotar en esta temporada. No solo lo dice por experiencia, pues los tuneros acaban de sufrir su primera barrida del campeonato después de un muy buen inicio, sino porque solo 2 equipos han podido arrebatarle un juego a los Cocodrilos: Ciego y Pinar, campeón y subcampeón del año pasado, respectivamente.

Aun cuando las victorias de Matanzas tengan que ver más con el sistema de juego de Víctor Mesa que con la calidad real de ese equipo, impacta el tremendo ritmo de 16 victorias y solo 2 derrotas, algo que se da con facilidad en el fútbol o el baloncesto, pero que resulta casi imposible en el béisbol, deporte mucho más complejo, donde factores incontables intervienen en cada resultado.

Luego de la paliza de la víspera, donde los Cocodrilos propinaron supernocaut, redondearon la barrida con aporte de 17 jugadores de posición y 5 lanzadores, ejercito de peloteros que Víctor Mesa suele poner en función de cada victoria. Esta se la llevó Yosvany Pérez, quien tiró 4 innings y un tercio para proteger la ventada de 6 carreras por 2. El batazo de vuelta completa de Wilian Luis fue clave, pues remolcó la mitad de las carreras matanceras.

Mientras la racha de los Cocodrilos se extendía a 7 victorias se detenía la de Holguín, que llegó a 10, la más larga de ese equipo en su historia y que igualó la alcanzada en el ya lejano año de 1994. Los Cachorros llegaron a su decena de triunfos en el partido congelado de ayer, ganado 9 por 1 en la mañana. La ofensiva holguinera marcó en 5 entradas consecutivas del choque, empujados por Geydi Soler, quien bateó de 3-3, con un cuadrangular y 2 impulsadas, y defendidos durante 5 capítulos por el abridor ganador Carlos Santisteban. En el siguiente, Artemisa se desquitó con la misma fórmula, bateando 17 hits, aunque apurados en el resultado final, por 7-5. Yariel Duque repitió en este partido los números de Soler, aunque empujó una más. Didier Martínez ganó su primer juego del año con trabajo de efectivo de 1 inning.

En el único juego del doble pactado que pudieron realizar Camagüey y Mayabeque, los Vaqueros no pudieron batear ningún hit, aunque si pisaron la goma una vez. Dos bases por bolas y dos roletazos por el cuadro le costaron a Yariel Rodríguez el no hit-no run, aunque tras el quinto inning le dio la pelota a Yormani Socarras, quien cubrió las dos entradas finales sin permitir tampoco indiscutibles. Yariel es ahora el líder solitario en victorias en el campeonato con 5. Una película muy distinta se vio en el campo contrario, donde los Toros noquearon al picheo rival, con 13 carreras, 6 de ellas producidas por Héctor Hernández, quien botó dos pelotas y disparó un doble.

Tampoco pudieron jugarse los partidos finales de la subserie entre Pinar del Río-Sancti Spíritus y La Isla-Villa Clara.

En cambio, sí pudo realizarse el doble entre Santiago y Cienfuegos, que dividieron 11-10 a favor de los Elefantes y 11-4 en el desquite de Las Avispas. Y realmente fue un desquite, porque los santiagueros ya gozaban su victoria en el sellado cuando se la arrebataron con 5 anotaciones en el último inning. Pero la triste verdad les llegó más por culpa del descontrol de sus lanzadores que de la ofensiva cienfueguera, que no obstante estuvo implacable durante todo el partido, con 17 hits producidos, y capitaneada por Edel Tamayo, de 6-5. Frank San Martin tiró 2 entradas impecables para ganar y lo mismo hizo el salvador Hermes González. Ya advertidas, las Avispas protegieron mejor el marcador en el del cierre. Luego de sacar los últimos 3 outs del juego anterior, donde cargó con la derrota, Ulfrido García se quedó en la lomita y lanzó hasta el séptimo capítulo para llevarse el triunfo. El novato Oscar Luis Colas dio su cuarto cuadrangular.

Finalmente, Ciego y Guantánamo aseguraron sus subseries particulares. Los Tigres siguieron levantando su juego y liquidaron a Granma 9 carreras por 6. Vladimir García sorteó complicaciones para lograr su cuarta victoria, mientras Yorbis Borroto y Luis Robert Moirán se lucían con un jonrón cada uno. Alberto Soto hizo lo que pudo por los Leñadores con un cuadrangular.

Guantánamo aprovechó el bajón de Industriales para vencerle 3 anotaciones por 1. Yoel David de Paula aguantó 6 innings, pero no pudo evitar las carreras del gane, mientras Dayron Riera se despedía con mejor suerte y 7 capítulos de actuación. Stayler Hernández ha empezado mal este año, y eso se lo siente su equipo, pero al menos dio su primer jonrón.

Estado de los equipos

Matanzas 16-2 (889)

Camagüey 12-5 (706), -3,5

Villa Clara 10-5 (667), -4,5

Holguín 11-7 (611), -5

Ciego de Ávila 11-7 (611), -5

Las Tunas 9-8 (529), -6,5

Granma 9-8 (529), -6,5

Guantánamo 9-9 (500), -7

Cienfuegos 8-10 (444), -8

Industriales 7-10 (412), -8,5

Pinar del Río 7-10 (412), -8,5

La Isla 7-10 (412), -8,5

Sancti Spíritus 6-11 (353), -9,5

Santiago 6-11 (353), -9,5

Artemisa 6-12 (333), -10

Mayabeque 4-13 (235), -11,5

Este artículo es de hace 4 años

Archivado en:


¿Tienes algo que reportar? escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +1 786 3965 689

Comentarios

Playlist de videos en CiberCuba