Foto © Granma

Yosvani Alarcón se disculpa y pide que se reconsidere su sanción

Este artículo es de hace 4 años

El pelotero Yosvani Alarcón dio su versión de lo ocurrido el lunes con el lanzador Alexander Rodríguez, pidió disculpas al pueblo cubano e hizo una solicitud para que le sea reducido su castigo.

A veces los castigos no tienen un tamaño equivalente a las faltas que sancionan. En esos casos, a la sanción que sería justa se le añade un extra persuasivo que sirve de enseñanza para que otros no repitan la falta en el futuro. Esa estrategia persuasiva contiene un trasfondo educativo que toda justicia debe tener. Sin embargo, cuando el castigo es mucho mayor que la falta, el juez se convierte en verdugo, la justicia en abuso y los resultados suelen ser peores. Si un pelotero tiene que pensárselo mucho para dejarse llevar por la furia y evitar cometer una falta, más tiene que pensárselo el juez para elegir el castigo, porque puede convertir al infractor en víctima. Y no hay nada más dañino que la injusticia.

Yosvani Alarcón se ha convertido en víctima. El pelotero tunero contó en entrevista que concedió a Esquina Caliente lo que pasó por su cabeza ese día fatal, cuando se dejó llevar por la furia y agredió al lanzador Alexander Rodríguez. De paso, se hace eco de lo que debe estar pensando ahora todo el mundo: el castigo de la Dirección Nacional es mucho mayor que la falta que Alarcón cometió. Un año separado del béisbol, incluso de los juegos de su provincia, así como la imposibilidad de asistir al Clásico Mundial de 2017, es un castigo demasiado grande, que antes que servir de escarmiento deja en entredicho la idea que tiene de la justica la Dirección de Béisbol en Cuba.

Palabras de Alarcón:

“Ante todo, quisiera aprovechar el momento para pedirle perdón al pueblo de Cuba, en especial al de Matanzas, que fue el que presenció todo allí en el estadio, y al de Las Tunas, que nunca ha dejado de darme su apoyo. Creo que sencillamente tuve un lapsus, me bloqueé un poco y hoy lo estoy reconociendo. Por eso les pido disculpas a todos.

”Como todos saben, esto parte del jonrón que yo le di a Matanzas en la semifinal de la Serie pasada, cuando estuve de refuerzo con Pinar del Río. Seguro recuerdan que fue ante este lanzador y en el mismo estadio Victoria de Girón”.

”En ese juego yo salgo como emergente en el noveno inning. Cuando estoy en el círculo de espera, el pitcher que estaba trabajando era Yosvani Pérez, que todavía tenía ventaja de cuatro carreras y no creo que estuviera explotado ni nada por el estilo. Sin embargo, cuando entro al cajón de bateo, veo al director del equipo de Matanzas que sale, llama precisamente al mismo pitcher al que le di el jonrón en los play off pasados, y hace algunos gestos y dice algunas cosas que me pareció estaban aludiendo a lo que había pasado en la postemporada anterior. Ya eso comenzó a darme qué pensar, porque te repito, no me parecía que hubiera muchas razones para sustituir al que estaba trabajando en ese momento. De hecho, un jonrón mío ni siquiera habría empatado el juego.

”Después el relevista hace sus lanzamientos de calentamiento y termina con algunos gestos que también se me hicieron un poco ofensivos, y todo eso se fue juntando, hasta conseguir bloquearme psicológicamente. Los que me conocen saben muy bien que no es mi estilo el alterarme rápido ni mucho menos, pero es que casualmente casi ningún pitcher me hace un primer lanzamiento por dentro, por lo general me trabajan hacia la esquina de afuera. Él le dice tres veces que no al cátcher y el lanzamiento es por dentro, que si realmente no llego a estar preparado para esa posibilidad me hubiera pegado en las manos. He visto varias veces el video y estoy convencido de eso.

”Estoy seguro de que han sido un poco fuertes conmigo, pero bueno, es lo que está en las Reglas del béisbol revolucionario cubano. Las medidas disciplinarias que tenemos en Cuba son esas y tengo que atenerme a las consecuencias de mis actos. Sí te digo que me duele mucho, porque estoy en el mejor momento de toda mi carrera y voy a perderme de ayudar no solo al equipo de Las Tunas, con el que tengo un gran compromiso, sino incluso al equipo Cuba. Por eso me gustaría que alguien pudiera sentarse otra vez a evaluar si me pueden dar alguna oportunidad, que tengan en cuenta mi comportamiento en la Selección Nacional, algo que creo no se consideró a la hora de tomar la medida. Aclaro que no estoy justificando nada, estoy consciente de que cometí una indisciplina y eso merece una sanción, pero me gustaría que se tomara todo eso en cuenta, para ver si al menos puedo volver a jugar en esta temporada.

”Ahora mismo estoy tomando un descanso de 20 días, porque ha sido todo un año de constante juego y para un receptor es todavía más fuerte. Pero vengo todos los días a ver a mis compañeros de equipo, de hecho ya les pedí disculpas a todos, porque sé que el equipo se ha afectado un poco con mi ausencia. Ermidelio Urrutia me ha dado también tremendo apoyo y por eso la única manera de devolver esa confianza es incorporándome lo más rápido posible a los entrenamientos, como si estuviera participando plenamente en la Serie Nacional. Quiero mantenerme en forma, a la espera de si se toma alguna otra decisión”.

Este artículo es de hace 4 años

Archivado en:

Comentarios

Playlist de videos en CiberCuba



¿Tienes algo que reportar? escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +34621383985