Foto © Cubaninsider

Recuerdan en Cuba el 37 aniversario de la muerte de Celia Sánchez Manduley

Este artículo es de hace 3 años

La Habana (EFE).- Ayer, miércoles 11 de enero, diversos medios de prensa cubanos recordaron el aniversario 37 de la muerte, a causa de un cáncer de pulmón, de la guerrillera Celia Sánchez, que es recordada en la Isla como una "heroína de la Revolución" y "mano derecha de Fidel Castro".

Medios oficiales del país caribeño han dedicado sus espacios a Sánchez, quien cumplió "riesgosas misiones como combatiente clandestina" y organizó una red de apoyo que permitió sobrevivir a los escasos combatientes liderados por Castro que quedaron vivos tras el desembarco del Granma.

La guerrillera "rápidamente conquistó el respeto de todos sus compañeros de lucha y en especial del líder de la Revolución Fidel Castro, a quien siempre acompañó como su mano derecha", señala en un extenso artículo el diario estatal Granma, órgano del gobernante Partido Comunista de Cuba (PCC).

(foto: cubadebate)

Conocida entre sus compañeros como la "flaca", Sánchez se ocupó tras el triunfo de la Revolución de varios proyectos sociales, entre ellos el programa de becas en La Habana para estudiantes rurales, el diseño del gran parque recreativo "Lenin" y el diseño del Palacio de Convenciones de La Habana.

"Su nombre ocupa un lugar privilegiado en la historia de la nación, conquistado a golpe de entrega y sacrificios", indica el artículo.

Por su parte, la Agencia Cubana de Noticias recuerda la expedición al Pico Turquino, la mayor altura de Cuba, en la que Celia Sánchez junto a sus acompañantes colocó en esa ocasión un busto del prócer independentista José Martí, convertido luego en punto de peregrinación para los cubanos.

"Ella vive como flor autóctona que crece con cada triunfo, reto y gesto solidario. Su ejemplo de mujer, cubana, luchadora, martiana, fidelista y comunista camina en la eternidad", concluye la nota.

Celia Sánchez Manduley (1920-1980) llegó a ser una de las colaboradoras más cercanas de Fidel Castro desde 1957 hasta su muerte y se convirtió en la primera mujer en ocupar la posición de soldado combatiente en las filas del Ejército Rebelde, liderado por Castro.

En 1962 fue nombrada secretaria de la Presidencia del Consejo de Ministros de Cuba, posteriormente fue Ministra de la Presidencia y en el momento de su muerte era miembro del Comité Central del PCC y diputada de la Asamblea Nacional, el parlamento unicameral de la isla.

Aunque mantuvo un bajo perfil político, su influencia estuvo en casi todas las obras sociales revolucionarias hasta su fallecimiento.

En 1964 se fundó a iniciativa suya la Oficina de Asuntos Históricos del Consejo de Estado para salvaguardar la memoria histórica de la lucha insurreccional en la isla y que en 2014 contaba con más de 159.000 fotografías y 56.000 documentos.

Debido a su cercanía a Fidel Castro siempre se especuló un vínculo amoroso con el líder revolucionario, un hecho que no ha sido desmentido ni confirmado por las fuentes oficiales cubanas, que tratan la vida privada de sus principales figuras como un secreto de estado. 

Este artículo es de hace 3 años

Archivado en:

Comentarios

Playlist de videos en CiberCuba



¿Tienes algo que reportar? escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +34621383985