¿Entenza contra Japón? Cuba regala su primer partido con tal de avanzar en el Clásico Mundial

Contra toda lógica, Noelvis Entenza será colocado como carne de cañón contra los japoneses.

Foto © Trabajadores / José Raúl Rodríguez Robleda

Este artículo es de hace 4 años

El miedo a no pasar de fase comienza desde ya a arruinar las decisiones del equipo Cuba para el IV Clásico Mundial de Béisbol. Una cosa es no poner al mejor pitcher contra Japón, equipo muy difícil de derrotar, pero otra muy diferente es poner al peor pitcher, como si desde ya los japoneses nos hubieran ganado, antes de empezar el partido.

No es que Entenza sea malo, pero no solo no ha trabajado como abridor, ni en los topes de preparación ni en la Serie del Caribe. Tampoco lo hecho bien como relevista en Asia. Hace un mes, ni siquiera estaba contemplado para integrar el equipo. Fue un descarte rescatado a última hora. Y ahora, resulta que es la elección del equipo para enfrentar al rival más fuerte del grupo, al equipo con mejores resultados en Clásicos Mundiales. Ahora será puesto como carne de cañón contra los japoneses, a modo de sacrificio y de renuncia pusilánime a al menos intentar ganar ese juego, por muy difícil que pueda ser.

¿Cuándo fue que el equipo Cuba se convirtió en eso, en un conjunto que es capaz de renunciar a pelear, que pierde juegos antes de empezarlos, que no va al evento más importante del béisbol mundial a tratar de hacer un buen papel, sino exclusivamente a ganar el choque clave para avanzar de fase?

¿Desde cuándo nuestro béisbol dejó de ser el empeño honroso de ganarle al fuerte para convertirse en el triste afán de pasar de fase?

Está claro que Cuba va a guardar a sus mejores abridores contra Australia (Blanco, Baños, Vladimir García), para garantizar su clasificación.

Lo que no está claro es cómo va a usarlos a todos. ¿A la vez? Con lo poco que produce Cuba, si Lázaro Blanco explota contra Australia, no va a servir de nada traer de carretilla a los mejores pitchers del conjunto.

Ojalá que no sea así, pero todo apunta a que el martes, cuando nos levantemos de madrugada para ver el primer choque de Cuba en el Clásico Mundial, un torneo que ocurre cada 4 años, que pocas veces podremos disfrutar en nuestra corta vida, todo apunta a que ese partido contra Japón que llevamos tanto tiempo esperando se vaya pronto de un solo lado, y al sueño del amanecer se nos sume la insatisfacción de ver perder antes de empezar a un equipo Cuba que debería intentar ganar, aunque fuera imposible, aunque fuera solo por deber, por respeto a sus aficionados y su larga historia en el béisbol.

Archivado en:


¿Tienes algo que reportar?
Escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +1 786 3965 689

Necesitamos tu ayuda:

Como tú, miles de cubanos leen y apoyan el periodismo independiente de CiberCuba. Nuestra independencia editorial comienza por nuestra independencia económica: ninguna organización de ningún país financia CiberCuba. Nosotros hacemos nuestra propia agenda, publicamos nuestras opiniones y damos voz a todos los cubanos, sin influencias externas.

Nuestro diario se ha financiado hasta hoy solamente mediante publicidad y fondos propios, pero eso limita lo que podemos hacer. Por esto pedimos tu ayuda. Tu aporte económico nos permitirá hacer más acciones de periodismo investigativo y aumentar el número de colaboradores que reportan desde la isla, mientras conservamos nuestra independencia editorial. Cualquier contribución, grande o pequeña, será muy valiosa para nuestro futuro. Desde solo 5$ y con solo un minuto de tu tiempo puedes colaborar con CiberCuba. Gracias.

Contribuye ahora

Comentarios

Playlist de videos en CiberCuba


Esta Web utiliza cookies propias y de terceros, para mejorar la experiencia de usuario, recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad y mostrar publicidad adaptada a sus intereses.

Más información sobre nuestra política de privacidad.