Daymé Arocena | Foto © www.icaboston.org
Daymé Arocena | Foto © www.icaboston.org

Aplaudido debut en Boston de Daymé Arocena y su “Cubafonía”


La prensa especializada de Boston no ha dudado ni un instante en catalogar a la cantante y compositora de 25 años como “la nueva sensación de la joven música cubana”, gracias, según explican, a una música que combina brillantemente raíces y contemporaneidad.

Según ha revelado en una entrevista con el Boston Globe, Arocena ya ensayaba sus propias composiciones cuando estudiaba en el conservatorio, pues la joven es resultado del prestigioso sistema de escuelas de arte que ha enriquecido el panorama musical de la Isla durante los últimos cincuenta años.

Hija de una familia de humildes trabajadores, Arocena intentaba hacer su música mientras la academia le imponía, en la especialidad de dirección coral, la música de Beethoven, Mozart o Schubert. Una vez que salió de la escuela, se sumó a la escena hip hop, y luego conectó con Jane Bunnett, la saxofonista canadiense, quien la llevó a Toronto en su primera presentación fuera de Cuba.

Más tarde, una visita de productores internacionales a La Habana le valió el contacto con Gilles Peterson, el famoso DJ londinense y fundador de la marca independiente Brownswood.

No ad for you

El album debut de Arocena llegó en 2015 y no podia titularse de otra manera si no Nueva Era, pues transponía las raíces africanas al tipo de música soul, compleja y sofisticada que identifica a Gilles Peterson.

Su siguiente album, Cubafonía, presenta una suerte de indagación de Daymé en varios ritmos del archivo musical cubano como la rumba, la guajira y el changüí, sin olvidar las tonadas de jazz ni tampoco las baladas latinas tradicionales.

The Boston Globe ubicó el concierto de Daymé, promocionando Cubafonía, como la opción más importante en el panorama musical de la norteña ciudad, y la consideró la voz de una nueva generación de intérpretes cubanas que están imaginando de otra manera su herencia africana a través de los filtros del jazz, el soul y el funk.
 


Comentarios

Lo más leído