Foto © Kremlin.ru

Maduro pide una cumbre regional para restablecer el "diálogo latinoamericano"

Este artículo es de hace 3 años

Caracas (EFE).- Este martes Nicolás Maduro pidió  a los países de la Alianza Bolivariana de los Pueblos de Nuestra América (ALBA) que convoquen una cumbre para restituir el "diálogo latinoamericano" y "las normas de respeto al derecho internacional".

"Yo le propongo al ALBA y a los liderazgos poderosos de los países presentes que iniciemos con la iniciativa de ustedes, un diálogo por el respeto de Venezuela", dijo Maduro durante la cumbre extraordinaria de cancilleres del ALBA celebrada en Caracas.

El líder chavista propuso para ello una cumbre en San Salvador de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (Celac), una organización continental impulsada por el fallecido presidente venezolano Hugo Chávez e integrada por 33 estados de la región.

Maduro se mostró partidario de convocar al inicio de este diálogo a países como México, Argentina, Colombia, Chile o Paraguay, a quienes recriminó por haber roto "las reglas del juego" al no reconocer la Asamblea Nacional Constituyente instaurada por su Gobierno para refundar el Estado y apuntalar la revolución en Venezuela.

El mandatario venezolano dijo que la Organización de Estados Americanos (OEA) "ha fracasado" en su intento de "acabar con la revolución bolivariana", después de que este organismo denunciara repetidamente abusos de los derechos humanos y atropellos de la democracia en el país petrolero.

Maduro dijo estar en posesión de encuestas "muy profundas, científicas y serias" que muestran que entre un 70 y un 80 por ciento de los mexicanos y los argentinos no están de acuerdo con la postura crítica de sus Gobiernos respecto a la situación en Venezuela.

Poco antes, la cumbre del ALBA había adoptado una resolución en la que los países miembros -entre los que destacan Cuba, la propia Venezuela, Ecuador, Bolivia y países del Caribe- muestran su respaldo a la Constituyente y rechazan como medidas injerencistas las sanciones contra altos cargos venezolanos adoptadas por Estados Unidos.

En su intervención ante los cancilleres, Maduro dijo que la revolución bolivariana no es sino la puesta en práctica en la actualidad del proyecto del Libertador Simón Bolívar, y abogó por la participación de los llamados movimientos sociales en el renacimiento de América Latina.

Los países de más peso de la región, la Unión Europea y Estados Unidos no reconocen la Constituyente por apartar a Venezuela de la democracia.

 

Este artículo es de hace 3 años

Archivado en:

Comentarios

Playlist de videos en CiberCuba



¿Tienes algo que reportar? escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +34621383985

Esta Web utiliza cookies propias y de terceros, para mejorar la experiencia de usuario, recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad y mostrar publicidad adaptada a sus intereses.

Más información sobre nuestra política de privacidad.