Foto © CiberCuba

El Gobierno cubano achaca algunos destrozos de Irma a errores y falta de previsión ante la llegada del huracán

Este artículo es de hace 3 años

Fue en el Teatro del Estado Mayor Nacional de la Defensa Civil. Leopoldo Cintra Frías, jefe de la Región Estratégica Occidental, ha hecho balance de los aciertos y errores cometidos durante el paso del huracán Irma por Cuba. Entre estos últimos, la falta de preparación y la demora en la toma de decisiones durante las fases decretadas por Defensa Civil, "que tuvieron consecuencias negativas", según publica Granma.

Roberto Pérez, viceministro de Economía y Planificación, admitió que las medidas para proteger el patrimonio "fueron insuficientes. De ahí que haya 30.000 casas dañadas sólo en La Habana y más de 158.000 en todo el país. En su opinión, esto se debe a que "no se aplican las normas de construcción, ni se refuerzan desde la fase informativa" los techos de zinc o fibrocemento.

Ahora toca reubicar a todas las personas cuyas casas sufrieron derrumbes totales o parciales, dijo Armando Álvarez Ramos, jefe del grupo de inspección de Occidente.

También reconocieron que "muchas de las afectaciones que sufrieron los tendidos eléctricos y telefónicos en el país fueron consecuencia de la caída de árboles de gran tamaño, derribados por los fuertes vientos de Irma. Lo peor es que funcionarios del Ministerio de Ciencia, Tecnología y Medio Ambiente han reconocido que la mayoría de los árboles que no aguantaron el paso de Irma en La Habana estaban enfermos.

Para evitar que esto vuelva a ocurrir el ministro de las FAR, Cintra Frías, propuso hacer un censo de los árboles ubicados en las ciudades e identificar cuáles, por sus dimensiones, pueden representar un peligro ante el paso de huracanes.

También recomienda colocar sacos con tierra o arena en los aleros de almacenes en los que se guardan productos agrícolas, para evitar que pierdan el techo y se echen a perder esas reservas.

Otra propuesta, esta vez de Maury Echevarría, director general de Economía y Desarrollo del Ministerio de Agricultura, es proveer las granjas de avícolas y porcinas de pienso suficiente o poner a salvo del agua el carbón y la leña para combustible.

Asimismo acordaron dotar de radios, pilas, quinqués o lámparas recargables a los orfanatos para que los niños tutelados por el Estado puedan estar al tanto de la información meteorológica durante el paso de un huracán.

El encuentro no faltaron las consignas, como la utilizada por el general de división Ramón Pardo Guerra, jefe del Estado Mayor Nacional de la Defensa Civil: "En estos momentos, lo importante es aprender y no detenernos".

Este artículo es de hace 3 años

Archivado en:

Playlist de videos en CiberCuba


Comentarios


¿Tienes algo que reportar? escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +34621383985

Esta Web utiliza cookies propias y de terceros, para mejorar la experiencia de usuario, recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad y mostrar publicidad adaptada a sus intereses.

Más información sobre nuestra política de privacidad.