Nino Fraguela. Foto © Nino Fraguela / Facebook

Así contesta Cuba a un triatleta que quería nadar hasta La Habana

Este artículo es de hace 3 años

Nino Fraguela, deportista cubano que vive en Francia desde hace tres décadas, lleva más de un año preparándose para participar en el triatlón The Crossing 2017, entre Cuba y Estados Unidos, pero no podrá pisar territorio patrio porque las autoridades de la Isla no han contestado a su petición de permiso para entrar al país.

Fraguela, por tanto, ha cambiado el recorrido de su periplo, 287 millas en total. Correrá 13 millas desde la Calle Ocho de Miami hasta Florida City, luego agotará 168 millas en bicicleta hasta Cayo Hueso, y finalmente completará a nado 106 millas desde Islamorada hasta Bimini, en Bahamas.

Todo esto demorará unos tres días en conjunto, dsitribuidos en unas dos, tres horas de carrera, entre diez y 12 en bicicleta y unas 50-60 a nado.

Fraguela pensaba concluir su trayecto a nado en La Habana, pero el silencio de las autoridades cubanas lo obliga a cambiar el itinerario. El evento se organiza en defensa de los derechos de los niños y el medio ambiente, y el dinero recaudado en el evento buscará apoyar estas causas a través de las gestiones de la Unicef y de una ONG estadounidense dedicada a la defensa de los océanos.

Según publica El Nuevo Herald, el triatleta de 55 años se encuentra en Miami desde la semana pasada y en dependencia del clima comenzará su reto a finales de este mes de octubre o a principios de noviembre.

Graduado de Bioquímica en Cuba y de Deportes en Francia, Nino Fraguela soñó terminar este reto personal en el país que le vio nacer. Ahora ha tenido que elegir un itinerario que, en su opinión, es más arriesgado por la fauna que le espera. "Hay tigres, toros y tiburones blancos, además de medusas, que pueden provocar fiebre, vómitos e irritaciones en la piel", explica al diario de Miami.

Para protegerse de los tiburones, Fraguela llevará de día pulseras magnéticas en manos y tobillos y de noche nadará dentro de una jaula. Si necesita agua o comida, se acercará al bote que le acompañará durante el periplo.

A estas dificultades hay que sumar el peligro que representa nadar en las inmediaciones del Estrecho de las Bermudas, pero Fraguela aclara que lleva años preparándose con un equipo multidisciplinar de profesionales procedentes de Francia, Estados Unidos, Cuba y España.

Este artículo es de hace 3 años

Archivado en:

Comentarios

Playlist de videos en CiberCuba



¿Tienes algo que reportar? escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +34621383985