Huracán Irma en Sancti Spíritus Foto © Vicente Brito/ Escambray

Damnificados del huracán Irma levantan sus casas con tablas de palma real

Este artículo es de hace 3 años

Campesinos que perdieron sus hogares en septiembre, tras el paso del devastador huracán Irma por Sancti Spíritus, han comenzado a levantar sus viviendas con tablas de palma real, informó la prensa local.

De acuerdo con el diario Escambray, en comunidades rurales como Seibabo (en Yaguajay) se han construido alrededor de una veintena de nuevos inmuebles con tabla de palma, una “alternativa para la solución definitiva a varios derrumbes totales”.

Vicente Brito/ Escambray

La transformación de los troncos caídos en materiales para la construcción se lleva a cabo en un taller de la Empresa Agropecuaria Obdulio Morales, que cuenta con una brigada de cinco hombres y un tractor.

“Es un proceso que empieza en el campo y nosotros aquí procedemos a cortar y limpiar para después llevarlas a los lugares donde las brigadas construyen las viviendas. Procesamos un promedio diario de 15 bolos a los cuales les extraemos unas 150 tablas. Solo se utiliza el exterior de la palma, que es la parte más dura”, dijo Julio César Cabrera, jefe de producción de la entidad.

El corte del tronco, explica otro trabajador, se hace “a la vista”. “Por eso las primeras tenían problemas, pero ya tenemos el pulso tomado y todas quedan de 12 a 13 centímetros de ancho, que es la medida promedio”, acotó.

Vicente Brito/ Escambray

Según recoge la publicación, solo 20 días bastan para tener una casa a nivel del caballete con las tablas de palma, sin contar con el piso, los herrajes del baño, las redes hidrosanitarias y las puertas y ventanas. El techado en este tipo de viviendas se instala con tejas de zinc y el piso se cementa.

La distribución general de estos inmuebles se compone por dos cuartos, sala-comedor, cocina, portal y baño.

A decir de los campesinos vinculados a estas actividades de recuperación, “las tablas de palma son muy duraderas, no les entra ni el comején si se cortan según el librito y se dejan bien puestas, de ahí que decenas de familias agradezcan hoy a las palmas la posibilidad de un techo expedito y seguro por largo tiempo”.
 

Este artículo es de hace 3 años

Archivado en:


¿Tienes algo que reportar? escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +1 786 3965 689

Necesitamos tu ayuda:

Como tú, miles de cubanos leen y apoyan el periodismo independiente de CiberCuba. Nuestra independencia editorial comienza por nuestra independencia económica: ninguna organización de ningún país financia CiberCuba. Nosotros hacemos nuestra propia agenda, publicamos nuestras opiniones y damos voz a todos los cubanos, sin influencias externas.

Nuestro diario se ha financiado hasta hoy solamente mediante publicidad y fondos propios, pero eso limita lo que podemos hacer. Por esto pedimos tu ayuda. Tu aporte económico nos permitirá hacer más acciones de periodismo investigativo y aumentar el número de colaboradores que reportan desde la isla, mientras conservamos nuestra independencia editorial. Cualquier contribución, grande o pequeña, será muy valiosa para nuestro futuro. Desde solo 5$ y con solo un minuto de tu tiempo puedes colaborar con CiberCuba. Gracias.

Contribuye ahora

Comentarios

Playlist de videos en CiberCuba