El ministro de Justicia de España, Rafael Catalá, en una imagen de archivo Foto © Wikimedia Commons

Piden al ministro de Justicia de España que cuestione al Gobierno de Cuba

Este artículo es de hace 2 años

El Observatorio Cubano de Derechos Humanos (OCDH) pidió al ministro de Justicia de España, Rafael Catalá, que aborde la vulneración del derecho de asociación que se vive en la Isla.

El titular de Justicia iniciará este lunes una vista oficial en Cuba y se reunirá con su homóloga cubana, la ministra María Esther Reus, y con el secretario del Consejo de Estado, Homero Acosta.

la organización de derechos humanos, a través de una carta, pidió al representante del Gobierno de España que aborde el impedimento del registro de asociaciones con fines e intereses distintos al del Partido Comunista (único), "violando un derecho internacionalmente conocido".

En este sentido pidieron a Catalá que averigue si "el gobierno cubano tiene planes de impulsar una reforma a la Constitución para permitir el ejercicio de la libre asociación", o si "prevé una nueva Ley de Asociaciones según estándares democráticos".

"Creemos que debería interesarse por la pasividad del poder judicial cubano ante las arbitrariedades de otras instituciones del Estado, como la policía política, que detiene arbitrariamente, confisca bienes y viola la privacidad de activistas cívicos y disidentes con total impunidad legal, sin que exista un contrapeso", añadió la misiva.

A continuación reproducimos de forma íntegra la carta del OCDH:

Excmo. Sr. Ministro de Justicia

D. Rafael Catalá

Madrid, 20 de enero de 2018

Sr. Ministro de Justicia

Por los medios de comunicación hemos tenido noticias de su inminente visita a Cuba con el objetivo de reforzar la cooperación judicial entre los dos países.

Desde el Observatorio Cubano de Derechos Humanos (OCDH) creemos de suma importancia que en la anunciada reunión con María Esther Reus, Ministra de Justicia, se incluya en el encuentro la imposibilidad práctica de que los cubanos ejerzan su derecho a asociarse, porque aún siguiendo las pautas de la actual ley, el gobierno, por medio de dicho ministerio, impide el registro de asociaciones que tienen fines e intereses distintos a los del Partido Comunista, violando de esa manera un derecho que es internacionalmente reconocido. Estamos seguros de que destacados activistas integrantes de la Asociación Jurídica Cubana o del Comité Ciudadanos por la Integración Racial estarían dispuestos a reunirse con usted y contarle sus experiencias en tal sentido.

Igualmente, creemos oportuno preguntarle sobre si el gobierno cubano tiene planes de impulsar una reforma a la Constitución para permitir el ejercicio de la libre asociación; por ejemplo, derogando el artículo 5 que posiciona al Partido Comunista de Cuba como “fuerza dirigente de la sociedad y del Estado, que organiza y orienta los esfuerzos comunes hacia los altos fines de la construcción del socialismo y el avance hacia la sociedad comunista”, o el artículo 7, que condiciona los intereses de las nuevas asociaciones a la “consolidación y defensa de la sociedad socialista”; y, en esa misma línea, preguntar si se prevé una nueva Ley de Asociaciones según estándares democráticos.

Como también se reunirá con el Presidente del Tribunal Supremo Popular, Rubén Remigio Ferro, creemos que debería interesarse por la pasividad del poder judicial cubano ante las arbitrariedades de otras instituciones del Estado, como la policía política, que detiene arbitrariamente, confisca bienes y viola la privacidad de activistas cívicos y disidentes con total impunidad legal, sin que exista un contrapeso. También es oportuno preguntarle sobre si desde dicha institución se debería impulsar la creación de una sala de Garantías Constitucionales.

Sr. Ministro, la mayoría de los españoles se sienten orgullosos de su Estado de Derecho y su democracia, y esa es una realidad que el gobierno no debe perder de vista en sus relaciones con otros estados, en especial con aquellos que no respetan los derechos humanos. Es engañoso hacer creer a los demás que no se pueden defender determinados valores bajo el pretexto de que la visita es para tratar intereses nacionales españoles o asuntos meramente técnicos. Es por ello que esperamos que como representante de un gobierno democrático decida mostrar un interés por la difícil realidad de los ciudadanos cubanos, que tanto respetan y admiran a España por su cultura, pero muy en especial, por su ejemplo de transición democrática.

Este artículo es de hace 2 años

Archivado en:

Jose Nacher

Periodista de CiberCuba. Licenciado en Periodismo por la Universidad CEU Cardenal Herrera de Valencia, España. Redactor en Siglo XXI, Agencia EFE, Las Provincias y El Mundo.

Comentarios

Playlist de videos en CiberCuba



¿Tienes algo que reportar? escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +34621383985

Jose Nacher

Periodista de CiberCuba. Licenciado en Periodismo por la Universidad CEU Cardenal Herrera de Valencia, España. Redactor en Siglo XXI, Agencia EFE, Las Provincias y El Mundo.

Esta Web utiliza cookies propias y de terceros, para mejorar la experiencia de usuario, recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad y mostrar publicidad adaptada a sus intereses.

Más información sobre nuestra política de privacidad.