United Airlines | Foto © Wikimedia
United Airlines | Foto © Wikimedia

Muere un cachorro en vuelo de United después de que las azafatas ordenaran ponerlo en el compartimento superior

Estados Unidos

Estados Unidos

La aerolínea estadounidense United Airlines volvió a ser centro de polémica esta semana, tras la muerte de un perro que acompañaba a uno de los pasajeros y que fue colocado por órdenes de una azafata en el compartimento superior del avión.

Todavía muchos recuerdan la violenta escena que protagonizaron los asistentes de vuelo de United en abril de 2017, al golpear y sacar por la fuerza de una aeronave al doctor David Dao, un escándalo que incluso hizo colapsar el valor de la compañía en Wall Street.

Esta vez la víctima fue un cachorro de pug negro, que viajaba en un bolso de mano acompañado por su familia en un vuelo del lunes de Houston a New York. A pesar de que el bolso con el animal cabía perfectamente debajo del asiento del pasajero, una aeromoza insistió en que fuera colocado en el compartimento superior.

No ad for you

Según la cadena 7News, United asumió la plena responsabilidad por el incidente en un comunicado este martes. En la nota, la compañía se disculpó y aseguró que este “trágico hecho nunca debió ocurrir, ya que las mascotas nunca deben colocarse en el compartimento superior”.

"Me senté detrás de la familia de tres y me consideré afortunado, ¿quién no cuando se sientan cerca de un cachorro? Sin embargo, las azafatas del vuelo UA1284 sintieron que el inocente estaba mejor amontonado dentro del contenedor superior sin aire y agua", escribió un pasajero que presenció los hechos, June Lara, en Facebook. 

Facebook/ June Lara

Los asistentes del vuelo "insistieron en que el cachorro estuviera encerrado durante tres horas sin ningún tipo de flujo de aire. Aseguraron la seguridad de la mascota de la familia tan cansadamente, que la madre estuvo de acuerdo", relató.

Los pasajeros dijeron que escucharon ladridos durante el vuelo y que no se enteraron de que el perro había muerto hasta que el avión aterrizó en el aeropuerto LaGuardia.

"Sostuve a su bebé mientras la madre intentaba resucitar a su cachorro de 10 meses. Lloré con ellos tres minutos después mientras sollozaba sobre su cuerpo sin vida. Mi corazón se rompió con el de ellos cuando me di cuenta de que se había ido", escribió Lara.

El vocero de United, Charles Hobart, se negó a identificar a la azafata en cuestión, y dijo que no está claro por qué el bolso no fue colocado debajo de un asiento. La compañía está investigando el incidente y, entretanto, ha reembolsado los boletos de la dueña del perro y sus dos hijos, así como la tarifa que pagaron para llevar la mascota a bordo, unos 200 dólares.

Comentarios

Lo más leído

Privacidad y uso de cookies:

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros, para mejorar la experiencia de usuario, recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad del sitio y entregar contenido y publicidad adaptados a sus intereses.

Más información sobre nuestra política de privacidad.