Rick Scott, gobernador de la Florida Foto © Rick Scott/Twitter

Gobernador Florida firma ley que destina 65 millones para combate a opiáceos

Este artículo es de hace 2 años

Miami, 19 mar (EFEUSA).- El gobernador de Florida, Rick Scott, firmó hoy una ley que otorga 65 millones de dólares para luchar contra el "abuso" de los opiáceos sintéticos, que se ha convertido en una "epidemia" no solo en el estado, sino a nivel nacional.

La ley ayudará a "limitar la adicción a las drogas" y "reducirá la posibilidad de que estas sustancias peligrosas se extiendan" por el estado de Florida, señaló Scott en el acto de firma, celebrado en Bradenton, en el condado de Manatee, en la costa oeste.

"La semana pasada firmé el presupuesto que incluye más de 65 millones de dólares para respaldar la lucha de Florida contra los opiáceos. Estoy orgulloso de continuar nuestra lucha", dijo.

Incluida en el presupuesto denominado Asegurando el Futuro de Florida, la nueva ley destina 14,6 millones de dólares para "mejoras en el sistema de cuidado del abuso de sustancias", tales como camas adicionales para tratamiento y unidades de emergencia.

Otros cinco millones de dólares servirán para primeros auxilios y la atención con Naloxone, una droga genérica que revierte eficazmente los efectos de las sobredosis de opiáceos si se administra al afectado poco tiempo después de que ocurra.

Un total de 16,5 millones de dólares se destinarán al Departamento de Niños y Familias, los tribunales y el Departamento Correccional para asistencia médica en tratamientos relativos a la adicción a los opioides.

La mayor parte de las muertes registradas en Florida en 2016 a causa de la droga fentanilo, un peligroso opiáceo sintético 5.000 veces más letal que la heroína, tuvo lugar en el condado de Manatee, donde hoy se firmó la ley.

Florida es uno de los estados más afectados por la crisis derivada del consumo de analgésicos opiáceos como el fentanilo, que suele emplearse en el tratamiento de pacientes con dolores intensos o crónicos, o tras una operación.

En los últimos seis años las muertes por sobredosis se han convertido en la causa más común de muerte violenta en Estados Unidos, por encima de los accidentes de tráfico o las armas.

Según datos de los Centros de Control y Prevención de Enfermedades (CDC), 64.000 personas murieron en 2016 por sobredosis de opiáceos (incluida la heroína) en Estados Unidos, lo que supone 175 muertes al día y siete cada hora. 

Este artículo es de hace 2 años

Archivado en:

Comentarios

Playlist de videos en CiberCuba



¿Tienes algo que reportar? escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +34621383985