Alina Sánchez Foto © Facebook/Lucía Vicente

Muere en Siria una doctora argentina graduada en Cuba

Este artículo es de hace 2 años

Alina Sánchez, una doctora argentina que se graduó en la Escuela Latinoamericana de Medicina de Cuba, y que trabajaba desde hace 8 años en el Kurdistán sirio, falleció en un accidente automovilístico en la tarde del pasado sábado 17 de marzo, según informó la milicia kurda en la que prestaba servicio.

En un comunicado fechado ayer miércoles y difundido este jueves 22 de marzo, las Unidades de Defensa del Pueblo (YPG), dieron a conocer que la doctora y militante feminista Alina Sánchez falleció tras la colisión de dos autos, mientras se dirigía a la localidad de Hasaka, donde se iba a celebrar “un encuentro con representantes de una organización internacional de la salud”.

Nacida en la localidad de San Martín de los Andes, en 1986, Alina Sánchez vivió algún tiempo en Córdoba, estudió en Cuba y trabajaba hace casi una década en “el establecimiento de un sistema alternativo de salud” en el Kurdistán sirio, establecido por la rama femenina de las YPG, en las zonas del norte de Siria que están bajo el control de esa famosa milicia.

Alina Sánchez (Foto: anred.org)

Legerín Azadi ―que significa “búsqueda de libertad”― era el nombre kurdo que había adoptado Alina, y trabajaba en la Academia de Ginecología en el territorio que los kurdos denominan Rojava.

Un medio de prensa local argentino destaca que entre sus responsabilidades también estaba brindar tratamiento y cuidados a los heridos en combate, así como establecer conexiones con ONGs internacionales y organizaciones sanitarias con el fin de garantizar el apoyo a personas con necesidades urgentes.

Las milicianas kurdas junto a las cuales la joven trabajaba indicaron que Legerín “percibía...la lucha de la liberación de la mujer y del pueblo del Kurdistán como su propia lucha”.

Las YPG son unidades de combate de los kurdos del Norte de Siria que han combatido activamente, en Siria e Irak, contra los grupos yihadistas vinculados a Al Qaeda y también contra el Estado Islámico (EI).

Su gran capacidad y determinación combativa llevó a EE.UU. a incorporarlos como núcleo fundamental de las Fuerzas de Siria Democrática, una alianza kurdoárabe que expulsó al Estado Islámico de varios de sus bastiones, y que contó con apoyo de Washington.

Este artículo es de hace 2 años

Archivado en:

Comentarios

Playlist de videos en CiberCuba



¿Tienes algo que reportar? escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +34621383985

Esta Web utiliza cookies propias y de terceros, para mejorar la experiencia de usuario, recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad y mostrar publicidad adaptada a sus intereses.

Más información sobre nuestra política de privacidad.