Escritora cubana Zoé Valdés. Foto © Zoé Valdés/ Facebook

La escritora cubana Zoé Valdés se ensaña con la joven Emma González

Este artículo es de hace 2 años

La escritora cubana Zoé Valdés publicó unas duras palabras en su cuenta de Facebook dirigidas a la adolescente de origen cubano Emma González, líder del movimiento estudiantil Never Again que demanda a las autoridades de EE.UU. leyes que regulen la venta de armas de fuego. González es también una de las sobrevivientes al tiroteo de la escuela en Parkland, donde Nikolas Cruz mató a 17 personas el pasado Día de San Valentín.

Emma fue ayer una de las protagonistas de la Marcha por Nuestras Vidas en Washington. Subió a la tarima para dar su discurso vestida con una chaqueta verde y una bandera cubana en su brazo. La apariencia y actitud de la joven molestaron bastante a la narradora, quien no dudó en calificarla de “rapá”, “machorra”, “jovenzuela” y “con la carcajada o la lagrimita fácil”.

Según Zoé, quien poco después borró su publicación de las redes sociales, las administraciones de Obama y de George W. Bush buscaron a una mujer, cubana, para integrar el caudillismo internacional de la izquierda. Pero como Yoani Sánchez no les salió bien, consiguieron a Emma, "que además va -cómo no- de revolucionaria", y a quien lo único que le faltó en su discurso –en su opinión–, fue la frase de "¡Pioneros por el comunismo, Seremos con el Che!”. 

Las respuestas a su escrito no se hicieron esperar. Una de ellas vino de otro cubano, Ricardo Acosta, un editor cinematográfico que reside en Canadá, quien califica las palabras de la escritora como “un bochornoso acto de repudio tan bochornoso como los que han sufrido muchos cubanos”.

“Mientras Emma González, sobreviviente de una masacre “produced by the NRA”, ofrece uno de los más bellos, desgarradores y corajudos discursos desde el dolor, la determinación y la pasión por luchar y generar un cambio, una cubana ya muy mayorcita, madre, buena poeta, y escritora de mérito, dedica su veneno y su escritura a tratar de asesinar a la aguerrida Emma. Y su público rabiosamente le aplaude y vomita oprobios homophobic, xenophobic, misogynistic, contra Emma en un bochornoso acto de repudio tan bochornoso como los que han sufrido muchos cubanos", escribió.

"Si la escritora y su público, a la edad de Emma González, hubiesen tenido la ética y el valor, la lucidez y la determinación de exigir a su Verdugo, lo que Emma y los jóvenes como Emma exigen hoy, quizás no fueran tan crueles y mal nacidos en sus gestos de mancillar. Para reconocer, respetar y quitarse el sombrero ante el coraje y la virtud, primero habrá de habitar, con sus raíces, en el corazón de cada uno de nosotros. Emma hoy inspiró el cambio. Ellos, chapotean en el estiércol de su resentimiento”, agregó.

No ha sido este el único ataque de Zoé contra la adolescente. El 23 de marzo, un día antes de la histórica marcha, la escritora publicó la foto de la revista Time, que muestra en su portada a Emma con cuatro de sus compañeros, a quienes la escritora califica de descosidos mentales.

La autora de Lobas de mar alegó entonces que los adolescentes retratados no han hecho absolutamente "nada que valga un comino en sus vidas". Según ella, a la juventud actual se le está indicando que los "gritos lastimeros y lloriqueos teatrales" son los que echan a andar a un país.

En esta ocasión la escritora recibió muchos comentarios aprobatorios, muestra de que el debate acerca de la tenencia de armas en Estados Unidos es un asunto para el que no habrá solución a corto plazo.

Para Tamara Lam, la carátula de Time más parece el poster de una película barata de Hollywood. “El mensaje es tan agresivo como el de la venta de armas”, afirmó.

A Zoila Márquez le molestó el que se privilegiara a estos jóvenes por encima de los estudiantes de otras escuelas. “Ni que los otros muertos en los colegios no hubiesen sido personas, eso sí es discriminar, niños chiquiticos, maestros. ¿Qué hicieron estos chicos de especial? Todavía si ponen a las familias de los fallecidos, ¿pero ellos qué hicieron?”, se cuestionó.

También Maritri Díaz calificó la marcha del domingo como un “gran show”. “¡Dan asco. Y la propaganda que le están haciendo es vomitiva!”, expresó.

Y Rebeca P. Torres fue lapidaria: “Cada vez se hunden más y lo triste es que con ellos arrastran a los descerebrados que los siguen y a los inteligentes, porque no hay más nada”.

Este artículo es de hace 2 años

Archivado en:

Comentarios

Playlist de videos en CiberCuba



¿Tienes algo que reportar? escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +34621383985