José Ramón Saborido y Miguel Díaz-Canel Foto © ACN

Díaz-Canel quiere que los cubanos aprendan inglés: "Cuba no puede quedar atrás"

Este artículo es de hace 2 años

Miguel Díaz-Canel, posible relevo de Raúl Castro en la presidencia del país, dijo este lunes que era necesario prestar atención a la enseñanza del idioma inglés en la Isla, durante la reunión de Balance de los objetivos del año 2017 del Ministerio de Educación Superior (MES).

El actual primer vicepresidente de Cuba explicó que aunque muchos rechazaban esta idea no se podía renunciar al inglés “pues el dominio de una lengua, además de la nativa, es hoy requisito en el mundo moderno, y Cuba no puede quedar atrás”, informó la Agencia Cubana de Noticias.

Asimismo se refirió a la creación del Observatorio Social Universitario, un proyecto cuya finalidad es vigilar la actividad “subversiva” dirigida a los jóvenes que, según el ministro de Educación Superior, José Ramón Saborido, "esta última etapa ha sido la de mayor actividad subversiva y de manifestaciones cuestionadoras de las bases en que se sustenta la Revolución”.

El Observatorio Social Universitario es un proyecto implementado en todas las universidades del país cuyo objetivo declarado es contrarrestar el "incremento de la vulnerabilidad ideológica, la influencia del factor EE.UU. en nuestra sociedad, la campaña de contraofensiva ideológica contra Cuba y el desmontaje de los logros alcanzados por la Revolución".

En la reunión, Díaz- Canel destacó además que todas las investigaciones realizadas en las universidades del país deben “dar solución a un problema específico de la realidad” y recalcó la importancia de las prácticas laborales pues los estudiantes no están satisfechos con los resultados

Durante el encuentro se trataron además temas relacionados a las estrategias educativas seguidas por el MES, así como a la necesidad de fortalecer los vínculos con la comunidad.

Durante la reunión de balance de 2017 del Ministerio de Educación Superior / Foto: ACN

El 19 de abril próximo Cuba deberá tener un nuevo presidente. Todas las señas apuntan a que Díaz-Canel será el elegido para suceder a Castro. En los últimos meses se le ha podido ver como un censor claro de todo lo que pueda atentar contra el actual Gobierno. 

A Díaz-Canel no le gustan los medios alternativos. Dijo en una grabación filtrada de una reunión de la llamada "Escuela de Cuadros" del Partido Comunista de Cuba en febrero de 2017 que "han aparecido sitios, portales y revistas aparentemente inofensivas y de perfil bajo" que se ocupan de la "difusión de estereotipos probados de guerra cultural". 

También se refirió a los proyectos independientes como "toda una avalancha de propuestas con contenidos subversivos que todos los días se están analizando". En ese entonces afirmó: "Que digan que censuramos, todo el mundo censura".

Tampoco le gustan demasiado los cuentrapropistas; según él "hay un marcado interés por una reconquista política y económica" de la isla que pasa por empoderar a los trabajadores del sector no estatal y convertirlos en "un sector de la oposición a la revolución".

Incluso criticó a un grupo de cubanos que fue a recibir el crucero Adonia en el puerto de La Habana a lo que calificó como "una cosa horrenda, una comparsa cubana con la bandera recibiendo a un crucero norteamericano. Parecíamos hawaianos", dijo.

Este artículo es de hace 2 años

Archivado en:

Comentarios

Playlist de videos en CiberCuba



¿Tienes algo que reportar? escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +34621383985