Comunidad Cintura en Los Arabos Foto © Girón

Campesinos matanceros caminan hasta el pueblo vecino cargando cubos de agua

Este artículo es de hace 2 años

Los más de cien habitantes de la comunidad de Cintura, en el municipio matancero de Los Arabos, hace más de un año que batallan con la falta de agua y la insalubridad.

En esta localidad rural, que está a más de un kilómetro y medio de la Carretera Central, hay personas enfermas, niños y ancianos que no pueden caminar cargando cubos de agua desde otro pueblo vecino. Por eso, mujeres como Estrella Castillo, tienen que encargarse de la difícil tarea y hacer varios recorridos en busca de agua para las necesidades básicas, imposibles de cubrir con el par de cubos que puede cargar con un solo viaje.

“A veces pasa un mes y no vemos llegar las pipas, la última fue el pasado mes de noviembre y ya cuánto tiempo hace”, comentó al periódico Girón Estrella, quien también se mostró muy preocupada por los problemas de salud que está generando la precaria situación.

“Yo quisiera que vieras de dónde la gente de aquí toma agua, huecos que se hacen con picos en la tierra para poder darle agua a los muchachos y bañarlos”, añadió  Estrella que, a sus 56 años, carga el doloroso peso en sus hombros, de un esposo enfermo y de una vida dura, sin el mínimo de condiciones.

Estrella / Girón

“Nosotros hace tres años que tenemos problemas con el agua. Mira para que tú veas el agua que nosotros tomamos”, dijo Diógenes de Vega González, el cual mostró un agua turbia en una cubeta y aseguró que es el agua que están obligados a beber en el batey y a utilizar para bañarse.

Diógenes / Girón

A finales del año pasado los vecinos fueron informados de que se habían destinado 40.000 pesos para comprar las mangueras que hacían falta para abastecerlos de agua. El gobierno les dice que se está resolviendo pero, ¿para cuándo?

“Nos han dicho que están trabajando, que se va a solucionar, nos mandan de vez en cuando una pipa de agua, pero la verdad es que nosotros necesitamos que se resuelva ya. Óyeme, el agua es una necesidad para bañarse, para cocinar, para tomar, para todo”, comentó Diógenes.

Según las autoridades locales, es la UBPC Las Brisas la entidad encargada de abastecer de agua a esta comunidad, teniendo en cuenta la cercanía y los recursos que se supone destina el gobierno para ello. Sin embargo, la Delegación de la Agricultura en el territorio, tampoco asume esta tarea argumentando que, aunque todas las unidades responden directamente a ellos, no intervienen en ninguna decisión administrativa como es el abasto de agua a la comunidad.

Lo cierto es que la situación de Cintura se está "pasando como papa caliente" entre las autoridades. No hay mejoras, no hay ayuda, no hay respuestas y, mientras tanto, las personas que la habitan viven el infierno de no tener el agua para satisfacer sus necesidades higiénico-sanitarias y de alimentación mínimas y de verse obligados a atentar contra su propia salud, bebiendo y usando un agua turbia que extraen por sí mismos de la tierra.

Este artículo es de hace 2 años

Archivado en:

Comentarios

Playlist de videos en CiberCuba



¿Tienes algo que reportar? escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +34621383985