Yonder Alonso Foto © Instagram/ Yonder Alonso

Yonder Alonso: Quien te ha visto y quien te ve...

Este artículo es de hace 2 años

Para José Antonio Pérez, que lo bendijo en su visita a Cuba...

La carrera de Yonder Alonso tiene un antes y un después, con 2017 como punto de giro de esa historia.

Antes de dicha temporada, el habanero era el inicialista con menores índices de poder en la MLB. Su slugging se limitaba a .387 –el más bajo para cualquier primera base activo con al menos 500 visitas al home plate-, jamás había tenido una campaña de doble dígito en materia de jonrones ni fijado un OPS superior a .750. Como quiera que estaba a punto de cumplir los treinta abriles, su carrera en las Ligas Mayores parecía condenada a terminar en breve.

Pero un día el muchacho dejó atrás a Míster Hyde, y el Doctor Jekyll encontró espacio permanente en sus seis pies y una pulgada. Cincinnati y San Diego, por donde había pasado antes con mediocres rendimientos, no se habrían creído este cambio de rumbo en la aventura beisbolera de un hombre que explotó ruidosamente justo cuando la agencia libre le exigía el ‘win or die’. Había llegado la temporada 2017.

Fue un giro radical. La versión corregida era tan superior a la otra que en tiempos de esteroides y jeringas nadie habría apostado un duro por la legitimidad de su ‘otro yo’. Pero ahí no estaba el secreto de tanta mejoría, ni tampoco en los buenos oficios de algún babalao con que tal vez se consultara durante su visita a Cuba a finales de 2016. La fórmula que sacó a Yonder Alonso de las sombras y lo puso camino de un contrato de dos años y dieciséis millones con los Indios, se basó plenamente en el cambio.

Eso mismo. El muchacho introdujo drásticas modificaciones en su manera de trabajar en home, hasta el punto de que hoy por hoy es proclamado como uno de los adalides de la Revolución del Fly Ball, a la par de Justin Turner, Daniel Murphy o Ryan Zimmerman. ¿Qué hizo exactamente Alonso para dar 28 jonrones en un año, casi tantos como los 39 que sumaba en una carrera de siete campañas anteriores? Muy sencillo: escuchó y asimiló las sugerencias relativas al aumento del uppercut de su swing.

Veamos esto numéricamente. En 2016, el ángulo de salida de sus batazos fue de solo 10.3, muy próximo a la media de la liga (10.8). Sin embargo, doce meses más tarde lo incrementó hasta 19.9, la vigésimo sexta marca más alta de la MLB. Así, un pelotero que sufría para alcanzar el promedio de elevados de las Mayores (aproximadamente el 35 por ciento), pasó a enviar casi el 50% de sus contactos rumbo a los celajes. Resultado: 21 cuadrangulares y 134 puntos más de slugging.

La modificación del ángulo vino de la mano de otra novedad: una patada con la pierna delantera que incorporó más aún a sus extremidades inferiores y caderas en el acto del golpeo. En adelante sus conexiones saldrían dos millas más rápido (de 88 a 90 mph), y aunque habría un previsible crecimiento en la tasa de ponchados, la escena estaba lista para convertirlo en una muy apetecible pieza zurda en el mejor béisbol del mundo.

Algo de eso está enseñando ya en esta campaña, si atendemos a los números plasmados en abril y los comparamos con los que fijara en ese mismo mes desde que llegó a la titularidad en 2012 con los Padres.

2012 85 VB - 0 HR - .347 SLU

2013 96 VB – 3 HR - .448 SLU

2014 96 VB – 0 HR - .229 SLU

2015 73 VB – 1 HR - .411 SLU

2016 72 VB – 1 HR - .264 SLU

2017 68 VB – 4 HR - .515 SLU

2018 94 VB – 8 HR - .511 SLU

“Mi objetivo principal es ser duro”, dijo hace un tiempo en entrevista concedida a Jordan Bastian. “Es por lo que me esfuerzo todos los días. Ser duro y ser el mejor Yonder Alonso que puedo ser todos los días”.

Este artículo es de hace 2 años

Archivado en:

Artículo de opinión: Las declaraciones y opiniones expresadas en este artículo son de exclusiva responsabilidad de su autor y no representan necesariamente el punto de vista de CiberCuba.

Playlist de videos en CiberCuba


Necesitamos tu ayuda:

Como tú, miles de cubanos leen y apoyan el periodismo independiente de CiberCuba. Nuestra independencia editorial comienza por nuestra independencia económica: ninguna organización de ningún país financia CiberCuba. Nosotros hacemos nuestra propia agenda, publicamos nuestras opiniones y damos voz a todos los cubanos, sin influencias externas.

Nuestro diario se ha financiado hasta hoy solamente mediante publicidad y fondos propios, pero eso limita lo que podemos hacer. Por esto pedimos tu ayuda. Tu aporte económico nos permitirá hacer más acciones de periodismo investigativo y aumentar el número de colaboradores que reportan desde la isla, mientras conservamos nuestra independencia editorial. Cualquier contribución, grande o pequeña, será muy valiosa para nuestro futuro. Desde solo 5$ y con solo un minuto de tu tiempo puedes colaborar con CiberCuba. Gracias.

Contribuye ahora

Michel Contreras

Periodista de CiberCuba, especializado en béisbol, fútbol y ajedrez.

Comentarios


¿Tienes algo que reportar? escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +34621383985

Michel Contreras

Periodista de CiberCuba, especializado en béisbol, fútbol y ajedrez.