Fidel Castro y Adolfo Suárez Foto © Flickr/ Marcelo Montecino y Wikimedia Commons

Cómo fue la primera visita de un presidente español a la Cuba castrista

Este artículo es de hace 1 año

A propósito de la próxima visita a Cuba del jefe del gobierno español, Pedro Sánchez, el diario El País ha recordado el primer viaje oficial a la Isla de un presidente de su antigua metrópoli: el político exfranquista Adolfo Suárez.

Sucedió el 9 de septiembre de 1978. Franco había muerto no hacía tres años, y el pueblo español aún no había aprobado su primera Constitución de la era democrática.

Cuba, por su parte, había optado por el socialismo, apuntalado por una “benefactora” que en aquel momento parecía eterna: la Unión Soviética.

La visita de Suárez pretendía reforzar unos lazos que, aunque se debilitaron durante la dictadura franquista, jamás se rompieron del todo, ni siquiera por las presiones que recibió el Caudillo durante la visita a España del presidente norteamericano Dwight Eisenhower.

Según relata Mauricio Vicent, luego de la expulsión de La Habana, en 1960, del embajador Juan Pablo de Lojendio –quien había osado interrumpir a Castro en medio de una comparecencia televisiva– “el turrón de Jijona, en la Isla, y el azúcar, los puros y el ron cubano que España siguió comprando, fueron en aquellos años difíciles los mejores embajadores” entre ambas naciones.

El recibimiento a Suárez, que arribó procedente de Venezuela, fue “apoteósico”. Lo esperaron junto a la escalerilla del avión Fidel y Raúl. Se lanzaron 21 salvas de artillería, y luego de escuchar los himnos de España y Cuba, los saludaron miles de personas con banderitas.

Horas después acudieron al Museo Numismático del Banco Nacional de Cuba, donde los dos mandatarios inauguraron una exposición de monedas y arte hispanoamericano. La directora del centro era en aquel entonces la experta en religiones afrocubanas Natalia Bolívar, quien se percató enseguida de la química que había entre ambos hombres.

“Ellos llegaron haciendo chistes, llevaban solo unas horas juntos y ya el clima era de complicidad total”, reveló.

Relata la también escritora que bebieron varios mojitos y que empezaron a piropearla. El español incluso la invitó a visitar su país. “Aquello era un flirteo a la cara, y Adolfo era atractivísimo, muy elegante…”.

Durante los dos días que el presidente permaneció en La Habana, los diálogos trataron  temas como la renovación de un acuerdo comercial y la indemnización monetaria a los españoles afectados por las nacionalizaciones del gobierno revolucionario.

En cuanto a la política, la gestión de Suárez se centró fundamentalmente en la liberación del español Eloy Gutiérrez Menoyo, quien llevaba 14 años preso por rebelarse contra Fidel, y en la concesión del permiso de salida del país a unos 200 descendientes de españoles.

Fidel, por su parte, manifestó su preocupación por la posible entrada de España a la OTAN.

Por último, se anunció de manera oficial la invitación del Rey Juan Carlos I al gobernante cubano para viajar a España el año siguiente. “Nos vemos en Madrid”, fue la respuesta de este en una conferencia de prensa.

Según El País, el viaje de Suárez “constituyó un espectacular golpe de efecto ante la opinión pública española e internacional, y para Cuba supuso la apertura de nuevas fronteras políticas y comerciales fuera del campo socialista”.

Pero eso fue a corto plazo. El partido Unión de Centro Democrático (UCD), que lideraba Suárez, recelaba de la posible influencia que la visita a un país comunista tendría en los resultados de las elecciones de 1979, en las que el político español se llevó el triunfo, pero no holgadamente.

De igual modo, ni la liberación de Menoyo ni las indemnizaciones se materializarían bajo su gobierno, sino que se las apuntó el socialista Felipe González, ya en la década de los 80. La visita de Estado de Fidel tampoco se produjo.  

Este artículo es de hace 1 año

Archivado en:

Comentarios

Playlist de videos en CiberCuba



¿Tienes algo que reportar? escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +34621383985

Esta Web utiliza cookies propias y de terceros, para mejorar la experiencia de usuario, recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad y mostrar publicidad adaptada a sus intereses.

Más información sobre nuestra política de privacidad.