Ricardo Bofill Pagés | Foto © Captura de video en Youtube

Fallece en Miami Ricardo Bofill, fundador del movimiento de derechos humanos en Cuba


Publicado el Viernes, 12 Julio, 2019 - 10:14 (GMT-4)


El ex prisionero político y activista Ricardo Bofill Pagé, uno de los fundadores del movimiento de derechos humanos en Cuba, falleció este viernes en Miami a los 76 años, víctima de afectaciones cardíacas.

Según confirmaron fuentes familiares a CiberCuba, la muerte de Bofill se produjo en su hogar del suroeste de Miami, en La Pequeña Habana, alrededor de las 3 de madrugada de este viernes, luego de prolongados padecimientos que lo obligaron a retirarse de la vida pública durante los últimos cinco años.

En 1967 Bofill estuvo vinculado al proceso conocido como la "microfracción", que involucró por acusaciones de sectarismo a Aníbal Escalante y otros militantes del Partido Socialista Popular (PSP), bastión de los comunistas cubanos prosoviéticos.  En esta ocasión fue condenado a 12 años de prisión y salió en libertad condicional en 1972.

Pionero de la lucha cívica, Bofill fundó el el Comité Cubano Pro Derechos Humanos (CCPDH) junto a  Marta Frayde, Elizardo Sánchez Santacruz, Adolfo Rivero Caro, Edmigio López Castillo y Enrique Hernández Méndez, el 28 de enero de 1976.

La organización basó su trabajo en la Declaración Universal de Derechos Humanos, aprobada por Naciones Unidas en 1948 y prácticamente desconocida por la población cubana bajo el régimen de Fidel Castro.

El CCPDH comenzó a reunir denuncias sobre violaciones fundamentales para hacerlas llegar a organismos internacionales, lo que desató de inmediato la persecución y el arresto de los miembros del grupo.

En 1980 fue encarcelado por la publicación y promoción del documento "Cuba: los Derechos Humanos en Crisis Permanente" y permaneció en prisión por dos años bajo acusaciones de elaborar propaganda antigubernamental.

Fue arrestado nuevamente en La Habana en 1983 y condenado a 18 años de cárcel por supuestas actividades contrarrevolucionarias. Amnistía Internacional lo adoptó como preso de conciencia en 1985, lo que favoreció su salida bajo libertad condicional por razones de salud.

El activista aprovechó su excarcelación para refugiarse en la Embajada de Francia en La Habana, entre agosto de 1986 y enero de 1987. El Gobierno cubano dedicó entonces duros ataques y desató una campaña propagandística contra la figura de Bofill en la prensa oficial. El diario Granma le dedicó largos artículos calificándolo de "fullero" y acusándolo de agente de la CIA.

Bofill salió al exilio en 1988 y desde entonces desarrolló una intensa labor en favor de las libertades civiles y los derechos humanos en Cuba, llevando sus denuncias ante los más relevantes foros internacionales.

En 2015 recibió un reconocimiento especial por su lucha en favor de la libertad en un acto organizado por el Centro para Iniciativas Latinoamericanas y Caribeñas del Miami Dade College.

"La lucha de Bofill no era a favor de un color político un partido político, sino algo mucho más fundamental: los derechos de las personas, la dignidad de las personas”, dijo el escritor Carlos Alberto Montaner durante el homenaje. Montaner lo definió como "uno de los cubanos más influyentes en la historia contemporánea de Cuba".

Lo sobrevive su esposa Yolanda Miyares y su hijo Ricardo, ambos en Miami.

Siguiendo sus instrucciones, el cadáver  de Bofill será cremado y sus cenizas quedarán al cuidado de su esposa por 40 años, Yolanda Miyares.

En los próximos días se anunciará una misa en su memoria en el Santuario Nacional de Nuestra Señora de la Caridad, la Ermita de Miami, presidida por el Padre Fernando Heria. La misa será el acto público de homenaje y despedida de sus colegas de lucha, familiares, amigos y pueblo en general, según informó el CCPDH.

Necesitamos tu ayuda:

Como ha sucedido en todas las esferas de la vida económica, los ingresos derivados de publicidad en Internet se han reducido considerablemente por la crisis del coronavirus. En CiberCuba estamos solicitando tu ayuda para mantener una cobertura noticiosa independiente sobre el acontecer cubano en momentos en que la información inmediata, transparente y abarcadora es una necesidad de primer orden para orientarnos y tomar las decisiones más acertadas para el bienestar y protección de nuestras familias y seres queridos. Por eso, cualquier contribución, grande o pequeña, será muy valiosa para la continuidad y el futuro de nuestro diario. Gracias.

Enviar ayuda

Comentarios


¿Tienes algo que reportar? Envíalo a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +34-962-353-194


Recibe todo el contenido de CiberCuba sin censura por Telegram:

CiberCuba en Telegram


Esta Web utiliza cookies propias y de terceros, para mejorar la experiencia de usuario, recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad y mostrar publicidad adaptada a sus intereses.

Más información sobre nuestra política de privacidad.