Conferencia de prensa de autoridades federales y de Miami Foto © CiberCuba

Autoridades ofrecen detalles del robo de la joyería y la balacera en Miami: 4 muertos

Dos individuos robaron en la joyería Regent Jewelers de Coral Gables aproximadamente a las 4.15 de la tarde de este jueves, según confirmaron autoridades federales y locales. 

"Mientras los dos sujetos huían de la escena del robo, donde se produjeron disparos, robaron un camión de UPS y secuestraron a su conductor", dijo el agente especial del FBI George Piro. Según él, muy poco después las autoridades lograron localizar el camión robado y comenzó la persecución.

Cuando se vieron acorralados por la policía, los sospechosos abrieron fuego en una intersección de la ciudad de Miramar, en el condado de Broward. En esa escena, cuatro personas perdieron la vida: los dos sospechosos, el conductor del camión UPS, y un espectador que, como decenas de otras personas, se vió atrapado en medio de la lluvia de balas.

Extraoficialmente, algunos usuarios de Instagram han comenzado a publicar condolencias a la familia del joven Frank Ordóñez, quien presuntamente era el conductor del camión de UPS que perdió la vida. 

El popular locutor radial Enrique Santos también envió condolencias a la familia del joven. En las redes sociales de Ordóñez se lee que vivía en Hialeah Gardens y tenía un hijo de 5 años.

Las primeras interrogantes y cuestionamientos ya han comenzado a surgir sobre el proceder policial. Durante la conferencia de prensa de esta noche de jueves las autoridades fueron preguntadas sobre si no debió establecerse otro protocolo, dado que los sospechosos tenían a un rehén y de que la zona estaba abarrotada de autos y personas inocentes.

"Es muy pronto en la investigación para emitir criterios al respecto, sería completamente inapropiado opinar tan temprano. Sabemos que los individuos dispararon y que la policía respondió", dijo el agente del FBI Piro.

El incidente comenzó en Miracle Mile, Coral Gables, y terminó en Miramar, a unas 30 millas de distancia. Luego de recorrer la autopista  I-75 a alta velocidad y con decenas de policías detrás, el camión se abrió paso a través de Pembroke Pines y Miramar. Varios conductores que manejaban por el área confirmaron que debieron apartarse como pudieron de la vía.

Poco después el camión fue rodeado por la policía en un semáforo cerca de la intersección de Miramar Parkway y Flamingo Road, donde todo terminó todo de la manera más trágica posible.

Archivado en:

Ernesto Morales

Periodista de CiberCuba

Comentarios

Playlist de videos en CiberCuba



¿Tienes algo que reportar? escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +34621383985

Esta Web utiliza cookies propias y de terceros, para mejorar la experiencia de usuario, recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad y mostrar publicidad adaptada a sus intereses.

Más información sobre nuestra política de privacidad.