Historias de cubanos en tiempos de coronavirus: Yadenis Martínez, Hialeah Foto © CiberCuba

Cubanos en tiempos de coronavirus: “Me preocupa que no volvamos a abrazarnos”

Patrocinado por ding

Por Gretchen Sánchez:

Yadenis Martínez Rivero es una cubana, Máster en Educación que reside en Florida, desde 2016. Antes de instalarse en Estados Unidos vivió en Monterrey donde se desempeñaba como profesora de Historia de la Gastronomía, en el Instituto Culinario de México.

Yadenis vive en Hialeah y accedió a ofrecer una entrevista a CiberCuba para contarnos la experiencia de su familia, su idea de los cambios que el coronavirus puede provocar en nosotros y compartir una rica receta para los desayunos en estos días de cuarentena.

¿Cuánto tiempo llevas en cuarentena?

Yo no he podido hacer cuarentena, pero mi familia sí. Mi hija, por ejemplo, desde el 15 de marzo comenzó sus clases online. En esa misma fecha mi esposo comenzó con teletrabajo y mi madre quedó sin empleo.

Yo actualmente trabajo en una empresa que ofrece servicios y productos de primera necesidad para todo el país y no podemos parar. Esto por un lado es positivo porque los ingresos se mantienen. Sin embargo, cada vez que salgo de casa hay mucho estrés porque sabes que el virus está en todas partes y puedes enfermar.

¿Cuántas veces te acuerdas de Cuba en estos días de encierro?

Pocas, no me acuerdo casi nunca y ahora menos. Estoy muy centrada en el día a día. Tengo familia allá, pero mi hogar está aquí. Mi familia más cercana está aquí conmigo.

Qué tal la temperatura allá. ¿Crees que tiene que ver con el coronavirus?

En Florida hay bastante calor. Se cree que el virus es inestable en el calor, así que supongo que eso sea bueno. El clima es agradable, no como en otras regiones de Estados Unidos donde hay mucho frío, Nueva York, Chicago y otros lugares.

Hialeah / Yadenis Martínez para CiberCuba

A pesar de esa teoría del clima y el coronavirus, el condado de Miami-Dade es una de las regiones con más casos de infectados. En mi ciudad, Hialeah, se ha destapado un brote considerable. Creo que se debe a que la gente no se cuida. Están en la calle todo el tiempo, a pesar de la insistencia en respetar el aislamiento social. Somos “complicados”.

¿Y los vecinos?

Vivo en una zona muy tranquila de Hialeah. Los niños están todas las mañanas en sus clases online. Muchos vecinos mayores se han reunido con sus hijos para pasar la cuarentena. Hay mucha tranquilidad en esta zona.

Estamos encerrados todos en casa el mayor tiempo posible. Alguna familia saca a los niños a jugar unos minutos a las áreas verdes. Yo he puesto a mi hija a subir y bajar las escaleras de emergencia, para que haga ejercicios temprano en la mañana y se mantenga activa. También da clases de baile por su escuela, clases online.

Sé que te gusta escuchar música ¿Qué estás oyendo en la cuarentena?

Me he dedicado a buscar música vieja y de diferentes lugares, para que mi hija descubra, conozca y aprecie diferentes estilos musicales. Hemos oído de todo. Ella prefiere el rock, pero aquí escuchamos hasta reguetón.

También hemos visto películas que me gustaron en mi niñez y mi adolescencia porque creo que marcaron una generación y quiero que ella las conozca. Las empieza a ver un poco contra su voluntad, pero terminan gustándole y es simpático.

Este tiempo para todas las personas está resultando difícil, sobre todo en este país. Por un lado, la gente está contenta de convivir más. Aquí trabajas toda la semana, casi siempre de lunes a sábado y tienes un solo día de convivencia con la familia y la pareja.

Sin embargo, ya muchas personas no están adaptadas a estar conviviendo 24 horas, sobre todo por más de 15 días seguidos. Creo que eso afectará a algunas familias.

¿Le controlas las tecnologías a tu hija?

Sí, desde hace años lo hago. Mi hija tiene días en que no usa equipos tecnológicos, aunque ahora las clases son virtuales y lo hace durante toda la semana. Sin embargo, ni el martes, ni jueves en las tardes, ni el sábado los usa.

Los días que no puede usarla hace otro tipo de actividades, sobre todo dibuja y lee. Se enoja, pero no importa, porque tiene que hacer otro tipo de actividades. Todavía puedo controlar el uso de tecnologías y lo hago porque creo que es importante para ella.

¿Estas cocinando comida cubana?

Esa es una de las cosas que más he disfrutado de estar todos en casa. Me gusta mucho cocinar y que la gente coma. Como trabajo bastante y tengo un horario complicado en estos días me he dedicado a preparar buenos desayunos que era algo que no podía hacer mucho.

Tortilla de espinaca y queso / Yadenis Martínez para CiberCuba

El desayuno era bastante ligero, ahora incluyo hasta proteína que es importante. En casa gusta el jugo de tomate y como es rico en vitamina C, aprovecho y lo pongo. Aquí tenemos mucha influencia de la comida mexicana porque vivimos varios años en Monterrey.

Una buena receta para los desayunos es el omelette (tortilla) de espinaca y queso. Tiene la proteína del huevo y las buenísimas propiedades de la espinaca, pero además con el queso es una manera genial de introducir lácteos en aquellos niños que no les gustan.

Es muy fácil de hacer. Se necesita 1 huevo, un poquito de leche para darle suavidad, espinacas, queso, sal y pimienta.

Tortilla de espinaca y queso / Yadenis Martínez para CiberCuba

Se prepara como una tortilla normal, bates el huevo con sal pimienta y un poquito de leche. Lo echas a la sartén caliente y engrasada. Luego se añaden las hojas de espinaca y queso rallado al centro y se dobla con delicadeza. Debe quedar jugosa.

¿Qué crees que va a cambiar entre los cubanos después del coronavirus?

Me ha llamado la atención que la distancia social nos afecta sobre todo a los latinos que somos muy cariñosos. En mi trabajo estamos sentados todos a 6 pies mínimos, uno del otro. No podemos abrazarnos, ni besarnos. Eso nos afecta más que la propia enfermedad.

Me preocupa que no volvamos a hacerlo cuando todo pase. No me agrada la idea de un mundo sin besos y abrazos.

Nosotros como cubanos hemos tenido tantas necesidades, pero de lo que menos hemos carecido es de afecto, cercanía, apoyo. Lo único que no nos ha faltado es el beso y el abrazo. Eso nos ha mantenido en pie en todas las crisis y no creo que podamos sobrevivir sin ello.

Patrocinado por ding
Archivado en:

Patrocinado por ding

Ahora más que nunca, sigue conectado a tu gente

Comentarios


¿Tienes algo que reportar? escribe a CiberCuba:

 +34621383985