Protestas en Nueva York Foto © Twitter / Roy Greenslade

Nueva York se niega a llamar a la Guardia Nacional ante protestas por muerte de Floyd, a pesar de recomendaciones de Trump

Las autoridades de Nueva York no están de acuerdo con la necesidad de llamar a la Guardia Nacional para hacer frente a la ola de protestas en el territorio por la muerte de George Floyd luego de un incidente de violencia policial en la ciudad de Minneapolis.

El alcalde Bill de Blasio dijo el lunes que desplegar la Guardia Nacional para ayudar a la policía a controlar las protestas en curso por George Floyd era “peligroso” y podía empeorar la situación, cuando la respuesta de las personas se ha vuelto más agresiva.

“Hemos visto esto durante décadas ... No han pasado décadas en la relación entre la policía y las comunidades, particularmente en la forma intensiva en que se ha trabajado en los últimos años”, afirmó De Blasio.

En la mañana de este martes, el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, insistió a través de las redes sociales en que la ciudad de Nueva York debía ampliar sus fuerzas para evitar males mayores en medio de la espiral de violencia que envuelve al país actualmente, y que ya ha causado daños a propiedades en varios territorios.

“NYC, LLAME A LA GUARDIA NACIONAL. Los canallas y perdedores te están destrozando. ¡Actúa rápido!”, pidió Trump en Twitter. “¡No cometas el mismo error horrible y mortal que cometiste con los asilos de ancianos!”, añadió, refiriéndose a la propagación del coronavirus en esos centros del estado.

Por su lado, el gobernador de Nueva York, Andrew Cuomo, anunció también el lunes que colocaría a la ciudad bajo toque de queda y que la Guardia Nacional estaría en estado de alerta después de casi una semana de protestas en la ciudad que provocaron saqueos a tiendas incluidas las minoristas de lujo de la Quinta Avenida, incendios, graffitis y peleas con los oficiales.

Sin embargo, este martes Cuomo opinó algo distinto sobre el despliegue. “No creo que estemos en ese punto todavía”, dijo a la prensa, al tiempo que alentó a De Blasio a usar más de los 38 000 policías de Nueva York para evitar el saqueo en la ciudad. 

El número de oficiales de policía de Nueva York que patrullaban las calles se duplicó de 4 000 a 8 000 la víspera, informaron medios neoyorquinos. Pero la mayor presencia de agentes del orden no impidió que se produjeran saqueos e incendios en todo Manhattan y el Bronx.

“Creo en la capacidad inherente de la policía de Nueva York si se gestiona y se despliega. Eso es lo que creo que no ha funcionado y lo que creo que debe arreglarse hoy”, dijo Cuomo.

En la ciudad han sido arrestadas cerca de 2 000 personas en los últimos cinco días de protestas, casi 700 de las detenciones acontecieron el lunes por la noche bajo acusaciones de “saqueos y otras ofensas y ataques contra oficiales”, según el comisionado de policía de Nueva York, Dermot Shea.

Un auto tipo SUV atravesó una línea policial en Buffalo, y se pudo ver a uno de los oficiales bajo las ruedas del vehículo. Otro policía fue embestido por un carro en el barrio neoyorquino del Bronx, mientras investigaba informes de robos. El vehículo se dio a la fuga luego de atropellar al oficial, que se encuentra en condición estable.

Trump dijo que el ejército de EE.UU. podría intervenir y “resolver rápidamente el problema” para los gobernadores, que además deben enfrentar los estragos por la crisis del coronavirus.

Actos violentos contra la policía fueron reportados desde distintas urbes del país. Al menos cuatro oficiales fueron baleados en San Luis, Misuri, cuando mantenían una línea en medio de las protestas en la ciudad.

“No entiendo por qué este caos está ocurriendo en todo el país. ¿Podemos darle algún sentido a esto?”, dijo el jefe de policía de St. Louis, John Hayden, quien opinó que un grupo de 200 personas parecía no tener intención de protestar cuando comenzaron a lanzar piedras y fuegos artificiales a las autoridades.

Se reportaron de igual modo disparos desde Richmond, Virginia y Las Vegas. En esta última, un oficial recibió un disparo en la cabeza en el Circus Circus Hotel and Casino. Mientras estaba envuelto en una pelea con un individuo, alguien se le acercó y le disparó. Ahora lo mantienen con soporte vital.

Archivado en:

Maykel González

Periodista de Cibercuba. Graduado de Periodismo por la Universidad de La Habana (2012). Cofundador de la revista independiente El Estornudo.

¿Qué opinas?

Cargar más
Cargar más

Playlist de videos en CiberCuba



¿Tienes algo que reportar? escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +34621383985