Bebé de tres meses abandonado en Cuba Foto © Facebook / Dianelis Castellanos

Abandonan en Camagüey a un bebé de tres meses desnutrido

Un bebé cubano de tres meses de edad, abandonado por su familia en la ciudad de Camagüey, fue trasladado en estado de desnutrición al hospital pediátrico Eduardo Agramonte Piña.

El incidente ocurrió el lunes, según describió en su perfil de Facebook la doctora Dianelis Castellanos, trabajadora de esa institución de salud del centroriente cubano.

Facebook / Dianelis Castellanos

"El estado de salud actual del niño es favorable, los trabajadores del hospital pediátrico de Camagüey estarán eternamente agradecidos con todos por su ayuda", agregó Castellanos, que acompañó el escrito con una foto donde se ve al niño junto a una figura de la Virgen de la Caridad del Cobre.

Otro galeno, Amaury Alberto López Navarro, explicó en esa misma red social que él había atendido al menor unos días antes en el consultorio donde trabaja.

"Dicho lactante llegó a mi comunidad hace varios días con sus padres, no pertenecen a mi área de salud, pero rápidamente fue visitado y se le realizó una consulta, al detectar que se encontraba en un estado de desnutrición a causa de una inadecuada alimentación se decide traslado a Hospital Pediátrico", dijo.

"Lamentablemente sus padres lo dejaron en casa de una vecina horas antes del traslado, a pesar de que estaban informados", explicó  López Navarro, quien aclaró que el menor nunca estuvo solo y pidió a las autoridades que cumplieran su deber para que los padres asuman las consecuencias de su acto.

El medio digital independiente La Hora de Cuba había comentado horas antes que el menor había sido dejado en un consultorio de la ciudad, a la par que aseguró que el hospital había identificado al bebé, lo que permitía a las autoridades locales dar con sus progenitores.

El Código Penal de Cuba establece en su artículo 275.1 que quien esté legalmente obligado a mantener o alimentar a un menor de edad y le abandone, incurre en un delito que es sancionado con privación de libertad de tres meses a un año o multa de cien a trescientas cuotas o ambas.

Si se pone en peligro la vida del menor la condena puede ser de dos a cinco años y en el caso de que el padre o la madre cometan este delito puede imponérseles como sanción adicional la pérdida o suspensión de la patria potestad, agrega la ley.

Declaraciones de la abogada Laritza Diversent, citadas por La Hora de Cuba, aluden a que estas sanciones son insuficientes si se tiene en cuenta que otros delitos con menor riesgo como el hurto sin violencia ni uso de la fuerza recibe el mismo castigo.

"Abandonar a un menor sobre el que se tiene responsabilidad legal tiene la misma sanción que sustraer electricidad”, dijo Diversent.

CiberCuba intentó contactar con las fuentes médicas que llevan el caso del bebé abandonado para actualizar la información de su estado, pero al momento de redactar esta nota no habían contestado nuestros mensajes.

Los datos de bebés abandonados en Cuba no son oficiales ni existe un registro o estadísticas que permitan conocer cómo se comporta el fenómeno en la isla.

En octubre último, un bebé recién operado de hidrocefalia fue abandonado en el hospital pediátrico Juan Manuel Márquez, de La Habana. El infante pesaba en ese momento 2000 gramos y se pidió ayuda para que las personas interesadas pudieran hacer donativos.

En la capital cubana también fueron abandonados en 2019 al menos dos menores de edad recién nacidos: uno detrás de una funeraria de Alamar y otro en el hospital pediátrico William Soler.

En el primer caso la criatura todavía tenía el cordón umbilical conectado a la placenta y el segundo fue abandonado tras ser sometido a una complicada cirugía en esa instalación médica de La Habana. 

Aunque las historias de niños abandonados nunca es motivo de celebración, las acciones solidarias que ocurren para protegerlos sí lo son, como ocurrió en Matanzas con Flabio Alejandro Guerrero Paz, un bebé dejado cerca de la línea del tren del poblado Carlos Rojas.

El pequeño recibió los nombres de los dos médicos que le atendieron, y los apellidos porque "es un guerrero y necesita todo el amor y la paz del mundo", según la versión de Yeraldine Fleitas Valdés, una vecina de Varadero que siguió de cerca el tema.

Archivado en:


¿Tienes algo que reportar? escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +1 786 3965 689

Necesitamos tu ayuda:

Como tú, miles de cubanos leen y apoyan el periodismo independiente de CiberCuba. Nuestra independencia editorial comienza por nuestra independencia económica: ninguna organización de ningún país financia CiberCuba. Nosotros hacemos nuestra propia agenda, publicamos nuestras opiniones y damos voz a todos los cubanos, sin influencias externas.

Nuestro diario se ha financiado hasta hoy solamente mediante publicidad y fondos propios, pero eso limita lo que podemos hacer. Por esto pedimos tu ayuda. Tu aporte económico nos permitirá hacer más acciones de periodismo investigativo y aumentar el número de colaboradores que reportan desde la isla, mientras conservamos nuestra independencia editorial. Cualquier contribución, grande o pequeña, será muy valiosa para nuestro futuro. Desde solo 5$ y con solo un minuto de tu tiempo puedes colaborar con CiberCuba. Gracias.

Contribuye ahora

Lázaro Javier Chirino

Periodista de CiberCuba. Licenciado en Estudios Socioculturales por Universidad de la Isla de la Juventud. Presentador y periodista en radio y televisión

¿Qué opinas?

Cargar más
Cargar más

Playlist de videos en CiberCuba