Policía de Miami-Dade y Guardia Costera sacan cuerpo del agua cerca de la playa de Haulover

Un testigo vio cómo los rescatistas intentaron reanimar a la víctima sin éxito. Los investigadores trabajan para determinar su identidad, así como las causas y circunstancias de su fallecimiento.

Operativo de rescate y cadáver de la persona ahogada Foto © Captura de video / Sky 10

El cadáver de una persona fue sacado del agua este martes cerca de la playa de Haulover Inlet. La policía de Miami-Dade baraja la hipótesis de una muerte por ahogamiento, resultado de un accidente de buceo.

En la mañana de este martes, las autoridades locales recibieron una llamada alrededor de las 8 a.m., en la que se les informaba sobre la presencia de un cuerpo en el agua en las inmediaciones de Haulover Inlet and Beach Park.

“Fue muy duro de ver”, dijo a Local10 News un testigo de las maniobras para rescatar el cuerpo. "Parecía que se estaba ahogando", declaró Alfred Montanero, quien se encontraba en el lado opuesto de la ensenada cuando la policía y la Guardia Costera sacaron a la víctima del agua.

El testigo vio cómo los rescatistas intentaron reanimarlo sin éxito. Cuando el helicóptero de Sky 10 sobrevoló la escena, el cuerpo ya estaba cubierto por una lona amarilla en la parte trasera de un camión de bomberos.

Según Local10 News, los investigadores permanecen trabajando para determinar la identidad de la víctima, así como las causas y circunstancias de su fallecimiento.

Estadísticas de 2020 reflejaron que las muertes por ahogamiento en Florida aumentaron el año pasado un 70% en relación con datos de años anteriores, según la organización Water Smart Tots. Para los niños entre uno y cuatro años, el ahogamiento es la causa principal de muerte.

Fijando su atención en los accidentes ocurridos en piscinas, el Departamento de Salud de Florida reportó que cada año hay tantos niños muertos por ahogamiento como para llenar tres salones de preescolar. El Estado aparece como líder en las estadísticas de muertes por ahogamiento de niños entre uno y cuatro años.

“Las estadísticas de ahogamiento se están elevando a una tasa alarmante, más ahora que las familias están haciendo malabarismos para trabajar desde casa y apoyar a los niños mayores. Los bebés son expertos en escapar en un segundo de la supervisión de un adulto solo para ser encontrados sin vida en una alberca, lago, canal, tina de baño, etc.”, indicó la organización no lucrativa Water Smart Tots.

Este verano, Estados Unidos informó de un número creciente de ahogamientos en lagos, ríos, piscinas de patios traseros y otras masas de agua continentales, en medio de factores como las fuertes olas de calor a principios de la temporada y los niños que se perdieron las lecciones de natación durante la pandemia.

Según estadísticas de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades ofrecidas por Noti Mundo, el ahogamiento sigue siendo la quinta causa principal de muerte no intencionada en Estados Unidos y la segunda causa principal de muerte no intencional en niños de entre uno y 14 años.

A nivel mundial, los ahogamientos suponen la tercera causa de muerte por traumatismo no intencional y un 7% de todas las muertes relacionadas con traumatismos. Se calcula que en el mundo mueren cada año 236,000 personas por ahogamiento.

Informes de la Organización Mundial de la Salud (OMS) alertan sobre la posibilidad de que las estimaciones mundiales subestimen notablemente la magnitud real del problema de salud pública que suponen los ahogamientos. En ese sentido avisan que el riesgo de ahogamiento es mayor en niños, varones y personas con fácil acceso al agua.

A finales de junio, la policía de la ciudad de Lauderhill, en el condado Broward, investigó el hallazgo de los cuerpos de dos niñas flotando en un canal, en el área de la calle 21 del noroeste y la avenida 56. Ante la ausencia de avisos por parte de padres, la policía señaló que estaban tratando la investigación como un caso de homicidio.

Dos meses antes, el servicio de Guardia Costera de Estados Unidos (USCG) emprendió la búsqueda de Miguel Ángel Mondragón Raya, un hombre que desapareció en la mañana mientras nadaba en el mar en Miami Beach y que fue visto por última vez nadando en el área frente a  la 7ma Calle y Ocean Drive, en una céntrica zona de la playa.

Apenas unos días antes, a comienzos de abril, el cubano Ariel Romero Velázquez, de 49 años, fallecía en Miami Beach, mientras intentaba salvar a una niña de 11 años y a su padre, que se estaban ahogando.

Archivado en:


¿Tienes algo que reportar?
Escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +1 786 3965 689

Necesitamos tu ayuda:

Como tú, miles de cubanos leen y apoyan el periodismo independiente de CiberCuba. Nuestra independencia editorial comienza por nuestra independencia económica: ninguna organización de ningún país financia CiberCuba. Nosotros hacemos nuestra propia agenda, publicamos nuestras opiniones y damos voz a todos los cubanos, sin influencias externas.

Nuestro diario se ha financiado hasta hoy solamente mediante publicidad y fondos propios, pero eso limita lo que podemos hacer. Por esto pedimos tu ayuda. Tu aporte económico nos permitirá hacer más acciones de periodismo investigativo y aumentar el número de colaboradores que reportan desde la isla, mientras conservamos nuestra independencia editorial. Cualquier contribución, grande o pequeña, será muy valiosa para nuestro futuro. Desde solo 5$ y con solo un minuto de tu tiempo puedes colaborar con CiberCuba. Gracias.

Contribuye ahora

¿Qué opinas?

Cargar más
Cargar más

Playlist de videos en CiberCuba