Zona acordonada por la Policía en Manhattan Foto © Facebook/Rt en Español

La Policía investiga otro posible paquete sospechoso en Manhattan

Este artículo es de hace 1 año

El Departamento de Policía de Nueva York (NYPD) ha anunciado a primera hora de este viernes que investiga un nuevo paquete sospechoso en la ciudad, lo que habría obligado al cierre de varias calles en una zona céntrica de Manhattan.

A través de Twitter, las autoridades han recomendado a los ciudadanos que eviten los alrededores del cruce entre la calle 52 y la Octava avenida, y les han alertado de que esperen una fuerte presencia policial en la zona.

Según The New York Times, se trata de un paquete remitido a la CNN y destinado a James Clapper, ex director de la Oficina de Inteligencia Nacional, pero que habría sido interceptado en las oficinas del Servicio Postal, situadas en una zona cercana al centro de Manhattan.

El paquete sería parecido al que el pasado miércoles fue recibido en las oficinas de CNN, dirigido al ex director de la CIA, John Brennan, y que la policía describió como "bomba de fabricación casera".

También se investiga otro paquete, en Florida, que iba dirigido al senador demócrata de Nueva Jersey, Cory Booker, aunque en un comienzo se dio a conocer que había sido interceptado en Nueva York.

Desde el pasado lunes 22 de octubre ya son una docena de paquetes bomba enviados a personalidades demócratas o críticas con el Gobierno de Donald Trump, entre ellas Hillary Clinton, Barack Obama, la CNN y hasta el actor Rober De Niro.

Las autoridades intentan ahora determinar si los dispositivos estaban diseñados para explotar o si fueron enviados para sembrar el miedo.

El FBI ha confirmado que la legisladora demócrata Debbie Wasserman Schultz aparecía como remitente en los paquetes sospechosos enviados a personalidades políticas.

Los paquetes hasta ahora tienen todos las mismas características: enviados en sobres de manila con plástico de burbujas y etiquetas impresas con las direcciones.

El hecho de que todos los destinatarios sean miembros del Partido Demócrata o personas contrarias al actual Gobierno apuntan a una posible motivación política. Estos sucesos se producen cuando apenas quedan dos semanas para la celebración de elecciones legislativas en el país, el próximo 6 de noviembre.

Este artículo es de hace 1 año

Archivado en:

Comentarios

Playlist de videos en CiberCuba



¿Tienes algo que reportar? escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +34621383985