APP GRATIS

El pueblo donde vive Raúl Castro se prepara para registrar una marca propia de helados y producir queso y yogurt

Tras la visita del exgobernante al municipio, se realizó una inversión con nuevo equipamiento italiano.

Raúl Castro en la fábrica de helados Segundo Frente © Estudios Revolución
Raúl Castro en la fábrica de helados Segundo Frente Foto © Estudios Revolución

Este artículo es de hace 4 años

El municipio de Segundo Frente, en Santiago de Cuba, donde Raúl Castro fijó su lujosa residencia, tiene una fábrica de helados cuya capacidad productiva, ascendente a 1.000 galones diarios, le permitirá registrar una marca propia de este producto, informó el periódico Sierra Maestra.

Alcibíades Betancourt, director del centro, explicó que antes existía una antigua y pequeña industria cuya producción era de 400 galones, y que fue mejorada con tecnología Italiana que permitirá, en un futuro próximo, elaborar queso y yogurt.

“Gracias a la visita del General de Ejército Raúl Castro al municipio en 2018, se decidió hacer la inversión con un nuevo equipamiento, trayendo consigo el aumento de la producción y la calidad del producto”, dijo.

“Estamos trabajando para certificar nuestro helado y que tenga nombre propio, y así dejar de comercializarlo con la marca Siboney. Actualmente tenemos 37 obreros, pero cuando comience la nueva línea de queso y yogurt, se abrirán nuevas fuentes de empleo”, agregó.

Desde que Raúl Castro decidió “dejar” la política y regresar a Oriente, lejos del bullicio de la capital, el territorio de Segundo Frente ha sido beneficiado con un sinnúmero de obras económicas y sociales.

Allí los constructores del Hotel Manzana Kempinski le edificaron una lujosa finca cerca del panteón de su esposa Vilma Espín, a menos de cien kilómetros del centro de Santiago de Cuba.

Gracias a esa decisión, los habitantes de la zona han visto cómo se han reparado diversas instalaciones como la casa de la cultura, el hospital Emilio Bárcenas, el restaurante Jimbambay y la panadería dulcería especial.

También se inauguró un círculo infantil, un restaurante italiano con capacidad para 60 personas, un buró de reservas de campismo, un terreno de pelota y un hotel ecológico con 52 habitaciones, para los amantes del turismo de naturaleza, situado a dos kilómetros del pueblo.

Por su parte, el director de la fábrica de helados asegura con orgullo que han logrado una sostenida producción con alta calidad y variedad de sabores.

“… Visitantes de diferentes partes del país lo han elogiado y aseguran que es uno de los mejores helados de los que se fabrican hoy en el país”, dijo.

“En esta etapa hemos elaborado unos siete sabores y en los próximos días vamos a incorporar el rizado, así como una paletera que producirá unas mil paletas en una hora, entre las que estarán las revestidas”, concluyó.

¿Qué opinas?

COMENTAR

Archivado en:


¿Tienes algo que reportar?
Escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +1 786 3965 689


Siguiente artículo:

No hay más noticias que mostrar, visitar Portada