Ricardo Alarcón y Miguel Álvarez Foto © Granma / Prensa Latina

Gobierno cubano otorga licencia extrapenal a exsecretario de Ricardo Alarcón por delicado estado de salud

El gobierno cubano otorgó una licencia extrapenal por su delicado estado de salud a Miguel Álvarez Sánchez, quien fue acusado de espionaje luego de trabajar durante dos décadas como secretario del expresidente del Parlamento cubano Ricardo Alarcón.

"Ya está en casa acompañado de nuestra familia. Hemos podido hablar con él y vernos por videollamada. Estamos muy contentos!!", afirmó su hijo Noel Álvarez en un post Facebook, plataforma que le ha servido para denunciar la situación del prisionero, que agonizaba en una cárcel de la isla. 

"Estimados amigos, queremos compartir con ustedes esta alegría. Anoche, recibimos la agradable noticia de que mi padre se le otorgó la licencia extrapenal. Ya está en casa acompañado de nuestra familia. Hemos podido hablar con él y vernos por videollamada. Estamos muy contentos!!", escribió Noel Álvarez.

"Queremos agradecer de todo corazón, a los amigos, que a lo largo de estos años se han mantenido cercanos y solidarios con nosotros. Gracias a ustedes, amigos por el apoyo!!!! Gracias también a las autoridades cubanas por escuchar nuestro reclamo", expresó.

Miguel Álvarez Sánchez cumplía una condena de 30 años por espionaje. Este antiguo oficial de la inteligencia cubana, fue arrestado en 2012 junto a su esposa, otra agente de inteligencia nombrada Mercedes Arce, y condenados en diciembre de 2013 a 30 y 15 años de prisión, respectivamente.

Hace algunos días Noel Álvarez dijo en Facebook que su padre estaba muriendo, y reiteró su convicción de que ambos son inocentes de los cargos que se le imputaron en un oscuro proceso judicial. 

"Mi padre tiene cáncer hace ya un tiempo, hace un par de meses lo llevaron desde la prisión de Guanajay, donde estaba cumpliendo su condena, a la sala de presos del Hospital Nacional porque su condición, producto de la metástasis ha ido empeorando", detalló el hijo.

Dijo además que "el juicio fue secreto, en un juicio militar, para que nadie pudiera cuestionar, porque en un proceso donde no se presentaban prueba alguna sobre la culpabilidad de los acusados". 

"Ellos no sólo nunca han reconocido, ni han aceptado, ninguna de las acusaciones que les hicieron, sino que todo el tiempo hemos estado apelando según lo permite la ley cubana", subrayó.

La noticia de la licencia extrapenal otorgada al exasesor de uno de los hombres más influyentes de Cuba desde la década de los 90 del pasado siglo generó numerosas reacciones de cubanos que descreen los procesos judiciales sumarios y oscuros que suele ejecutar la dictadura en la isla. 

En marzo de 2012, cuando se llevó a cabo su detención, Miguel Álvarez era el asesor principal de asuntos internacionales y políticos de Ricardo Alarcón, entonces jefe de la Asamblea Nacional (Parlamento).

Según los tribunales cubanos, el acusado, quien hasta ese momento era un reconocido analista en política estadounidense y consultado con frecuencia por la televisión estatal, le pasaba información secreta a su esposa, la cual posteriormente la vendía a compañías privadas en México.

Archivado en:

¿Qué opinas?

Cargar más
Cargar más

Playlist de videos en CiberCuba



¿Tienes algo que reportar? escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +34621383985