Vecinos de Holguín impiden decomiso de alimentos a vendedor

"¡Nadie se va a llevar nada, en la unión está la fuerza!", gritó una vecina.

Los vecinos se llevaron los alimentos antes de que fueran decomisados Foto © Ana María Álvarez Rodríguez/ Facebook

Un grupo de vecinos de la calle Mario Pozo en el reparto Luz, en Holguín, impidieron que dos inspectores decomisaran los alimentos a un vendedor que suele comercializar sus productos en la zona.

Según muestra un video publicado en el muro de Facebook de la usuaria Ana María Álvarez Rodríguez, los residentes del lugar se enfrentaron a los inspectores, quienes exigían la presencia del dueño de la tarima, en la que se podían ver tomates, pimientos, varias ristras de ajo, pimientos y un pomo de puré de tomate.

"Abuso de poder, inspectores querían decomisar las viandas a un vendedor en la calle Mario Pozo, reparto Luz, Holguín, Cuba. Todos los vecinos salimos a protestar, en la unión está la fuerza", comentó Álvarez Rodríguez en el post.

En el material se escucha la voz del inspector preguntando por el vendedor.

"Él va a venir, pero no le metan multa", respondió una mujer.

"Yo no le voy a poner multa", alegó él.

"No le metan multa que ese hombre tiene más hambre que nosotros", añadió otra vecina.

"Otra de las cosas que suceden, a un infeliz que vende le quieren decomisar todo, que nos resuelve aquí al barrio. Es un abuso, caballero, hasta cuándo el abuso. Entonces llaman a la policía, oye, esto no se hace", cuestionó la primera.

En el transcurso de los minutos se ve que más personas se suman a la discusión, mientras los ánimos se van caldeando.

"No le van a decir nada, porque pa' eso estamos los vecinos aquí, pa' defenderlo", dijo una.

"En este país hay que caerle atrás al bandolero, pero al que lucha no. Ese hombre tiene una niña enferma, no tiene ni dinero pa' llevarla a un centro de oncología", agregó otra.

"Yo lo que quiero que venga para que se lleve su mercancía", replicó el inspector.

"Usted lo que quiere es que venga para meterlo peso. ¿Pero por qué llamó a la policía, si lo que está vendiendo es para resolver al pueblo: tomatico, la cebolla, que el ajo, que el plátano?", contestó la primera mujer. 

"Hasta fiao se lo da a la gente cuando no tienen dinero para comprar un plátano, y los hijos se están muriendo de hambre", recalcó la otra.

"Que no venga porque lo van a joder, que se lleven todo eso y basta, que se lo repartan entre ellos mismos, como siempre sucede", agregó aquella.

Finalmente, al parecer, con la anuencia de los inspectores, los vecinos decidieron llevarse los alimentos para sus casas y evitar tanto el decomiso como la multa.

"¡Nadie se va a llevar nada, en la unión está la fuerza!", gritó la vecina.

"Así es como se hace, nadie se va a llevar nada, si nos unimos todo el mundo esto no sucede, porque esto un abuso", subrayó.

"Vamos a luchar por ser mejores, porque aquí lo que falta es humanidad, que no hay humanidad. Coño, ¿Por qué vamos a desgraciar a un hombre, por qué motivo?", agregó.

Finalmente todos se dieron un sonoro aplauso para ellos mismos.

Hace poco más de una semana una multitud de Caibarién, en Villa Clara, salió en defensa de un compatriota a quien le impusieron una multa de 2.000 pesos por vender dulces como pastelitos y merenguitos bajo licencia.

En un video transmitido en vivo en Facebook por un participante en la protesta, se ve al dulcero subido encima de su triciclo, mientras a su alrededor se escuchan exclamaciones de 'Patria y Vida' y acusaciones de que aquello era una injusticia y un abuso.

A los pocos minutos llegó la policía y amenazó a los presentes con traer tropas antimotines y multarlos por violación de las medidas anti COVID-19.

El incidente terminó cuando el hombre fue conducido en una patrulla hasta la sede del gobierno, acompañado por el pueblo. Allí una funcionaria salió y aseguró que le habían retirado la multa, y fue solo entonces que los manifestantes se marcharon.

Archivado en:


¿Tienes algo que reportar?
Escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +1 786 3965 689

Necesitamos tu ayuda:

Como tú, miles de cubanos leen y apoyan el periodismo independiente de CiberCuba. Nuestra independencia editorial comienza por nuestra independencia económica: ninguna organización de ningún país financia CiberCuba. Nosotros hacemos nuestra propia agenda, publicamos nuestras opiniones y damos voz a todos los cubanos, sin influencias externas.

Nuestro diario se ha financiado hasta hoy solamente mediante publicidad y fondos propios, pero eso limita lo que podemos hacer. Por esto pedimos tu ayuda. Tu aporte económico nos permitirá hacer más acciones de periodismo investigativo y aumentar el número de colaboradores que reportan desde la isla, mientras conservamos nuestra independencia editorial. Cualquier contribución, grande o pequeña, será muy valiosa para nuestro futuro. Desde solo 5$ y con solo un minuto de tu tiempo puedes colaborar con CiberCuba. Gracias.

Contribuye ahora

¿Qué opinas?

Cargar más
Cargar más

Playlist de videos en CiberCuba