Abogado sobre juego de pelota Cuba-Venezuela: Peor que las protestas es tener que escapar

Para el letrado cubano Alain Espinosa, más que un cartel, lo que realmente indigna es que a los peloteros del equipo Cuba les coarten su libertad.

Abogado Alain Espinosa Foto © Las mañanas de CiberCuba

El abogado Alain Espinosa habló del tratamiento que el gobierno cubano da a sus atletas, a raíz de las protestas suscitadas durante el juego de pelota Cuba-Venezuela del Preolímpico de las Américas, y su repercusión en los integrantes de la selección nacional.

Las declaraciones del también colaborador de Cubalex respondieron al comentario de uno de los espectadores del programa Las mañanas de CiberCuba sobre los carteles y abucheos contra el gobierno cubano por parte de la afición apostada en palcos y gradas del BallPark, en West Palm Beach, que -según el internauta- “lo que hicieron fue incomodar a los jugadores nada más”.

Con el titular “Protestas en el juego de pelota Cuba-Venezuela y liberación de Luis Manuel Otero”, la emisión de este martes hizo énfasis en las manifestaciones de repudio al régimen cubano durante el partido inaugural del Torneo Preolímpico que se desarrolló en The BallPark of the Palm Beaches, Florida, donde Venezuela derrotó a Cuba con un marcador de 6 carreras por 5.

Aunque entiende que la situación pudo haber resultado incómoda para los jugadores del equipo Cuba, el abogado consideró que “más que esos carteles, que son un ejercicio de la libertad de expresión y un reflejo de la sociedad en que viven los propios jugadores, a ellos les indigna más las condiciones en que juegan los peloteros”.

Espinosa se refirió específicamente a la imposibilidad de los atletas cubanos de “regir sus destinos como hace el resto de los peloteros en el mundo” y consideró más indignante aún que a los atletas cubanos les sean retiradas “sus propiedades personales, como teléfonos”, el hecho de “sentirse prisioneros” y que "tengan que escapar".

“No es un secreto para nadie que después de las 10 de la noche estos jugadores están presos en sus habitaciones”, custodiados por agentes de la seguridad del Estado, agregó.

El abogado mencionó que igualmente incómodo es que “a estas personas les retiren su pasaporte con lo cual no pueden regir su voluntad” y que no tengan autorización para socializar con sus colegas de otros equipos.  

Si un compañero de otro equipo invita a los peloteros cubanos “a tomar un café, ellos no lo pueden hacer porque están privados de libertad”, dijo. Por tanto, continuó el letrado, “en lugar de nosotros concentrarnos en la incomodidad que pueda generar un cartel, un cantico, o un llamado de atención sobre lo que sucede en Cuba, tenemos que ver cómo afecta el tratamiento que le da el gobierno cubano a nuestros atletas”, sentenció.

“Que ellos no puedan crecer deportivamente, que no tengan la posibilidad de acceder a ligas de mayor calidad y potenciar todas sus capacidades es lo realmente indignante aquí”, dijo Espinosa e invitó a la audiencia a imaginar un tratamiento similar a estrellas del fútbol como Leonel Messi, con la prohibición expresa de comunicarse con sus amigos y familiares porque le hayan retirado su teléfono celular.

El abogado recalcó que “ese tipo de locura y de incongruencias son las que realmente tenemos que desterrar de una vez y por todas de nuestro país… y es lo que realmente indigna: tener que escapar, como si fueran presos, como si fueran esclavos”.   

Durante el partido de este lunes, una joven cubanoamericana fue escoltada por la policía de Florida tras irrumpir en el terreno de juego, con un cartel pidiendo libertad para Cuba.

Amparada por los gritos de “¡Libertad!” de la afición, la hija de exiliados cubanos se paseó desde los jardines hasta las bases y zona de picheo ante la mirada atónita de los jugadores.

Otros carteles, canciones y consignas en contra del gobierno de Cuba y sus dirigentes se vieron y escucharon no solo en el BallPark sino que atravesaron las pantallas de los televidentes en la isla, gracias a la transmisión en vivo del primer juego del Preolímpico.  

Archivado en:


¿Tienes algo que reportar?
Escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +1 786 3965 689

Necesitamos tu ayuda:

Como tú, miles de cubanos leen y apoyan el periodismo independiente de CiberCuba. Nuestra independencia editorial comienza por nuestra independencia económica: ninguna organización de ningún país financia CiberCuba. Nosotros hacemos nuestra propia agenda, publicamos nuestras opiniones y damos voz a todos los cubanos, sin influencias externas.

Nuestro diario se ha financiado hasta hoy solamente mediante publicidad y fondos propios, pero eso limita lo que podemos hacer. Por esto pedimos tu ayuda. Tu aporte económico nos permitirá hacer más acciones de periodismo investigativo y aumentar el número de colaboradores que reportan desde la isla, mientras conservamos nuestra independencia editorial. Cualquier contribución, grande o pequeña, será muy valiosa para nuestro futuro. Desde solo 5$ y con solo un minuto de tu tiempo puedes colaborar con CiberCuba. Gracias.

Contribuye ahora

Annarella Grimal

Annarella O'Mahony (o Grimal). Aprendiz de ciudadana, con un título de Máster otorgado por la Universidad de Limerick (Irlanda). Ya tuvo hijos, adoptó una mascota, plantó un árbol, y publicó un libro.

¿Qué opinas?

Cargar más
Cargar más

Playlist de videos en CiberCuba