"A veces me tengo que acostar sin comer", asegura una anciana en Cuba

Esta noticia es de hace 9 meses

Martha Calvo Parra, de 66 años de edad y residente del reparto Jayama, en Camagüey, vive ne condiciones de pobreza, sin recibir ayuda alguna del gobierno cubano.

"A veces me tengo que acostar sin comer", dice al medio CubaNet, y también asegura que ha estado una semana alimentándose solo con pan.

La señora padece bronquitis asmática, artrosis generalizada y es hipertensa, por lo que se le dificulta cada vez más trabajar.

Aún así, pesca clarias para vender o recoge botellas y latas para hacer algún dinero, aunque el estado de su salud se lo impide en ocasiones.

"No tengo posibilidades de buscar dinero en ningún lado", afirma.

Martha vive en una casa armada con palos y tejas que busca en el basurero, piso de tierra, y cuando llueve se le hace prácticamente imposible permanecer en ese lugar.

"Aquí no se ocupan de uno", asegura la mujer, quien no cuenta con una chequera y las autoridades cubanas han olvidado su caso.

Por tanto, Martha está pidiendo que se le ayude para poder alimentarse, comprar medicinas y poder vivir en un lugar mejor.

Aunque sea con una chequera de 100 pesos, dice, hubiera arreglado un poco su casa.

No es la primera vez que un ciudadano de la Isla denuncia la falta de preocupación del Estado cubano para con personas enfermas. 

Recientemente, se ha hizo público el caso del joven Yosniel Alexis Leyva Álvarez, a quien el pasado año le diagnosticaron cáncer de colon en etapa 4, y quien vive en extrema pobreza en La Habana, sin dinero incluso para comprar los medicamentos requeridos o trasladarse al hospital.

Esta noticia es de hace 9 meses

Archivado en:

Comentarios


¿Tienes algo que reportar? Envíalo a CiberCuba:

editores@cibercuba.com


Recibe todo el contenido de CiberCuba sin censura por Telegram:

CiberCuba en Telegram