Gobierno cubano niega a cubanoamericana presa por espionaje acceso a su abogado de EE.UU.

Solo su madre de 91 años va cada mes desde Miami a verla y a llevarle comida. La anciana, a quien no dejaron ir al juicio, dice que su hija perdió 40 libras y tiene la presión alta.

Alina López Miyares, a la derecha. Foto © Telemundo

Este artículo es de hace 3 años

La madre de Alina López Miyares, una ciudadana cubanoamericana que fue condenada en octubre de 2017 a 13 años por un supuesto delito de espionaje, quiere que su hija tenga acceso a visitas consulares y a abogados de Estados Unidos.

López Miyares nació en Cuba en 1959 y a los ocho años emigró a Estados Unidos, donde se hizo maestra. Recientemente se repatrió a Cuba. Debido a ello, la Isla la considera ciudadana cubana aunque tenga también la norteamericana.

La propia embajada de los Estados Unidos en La Habana ha declarado en su sitio web que las autoridades cubanas pueden negar a los funcionarios consulares norteamericanos el acceso a ciudadanos con la doble ciudadanía.

López Miyares fue condenada por presuntamente espiar para Estados Unidos junto a su esposo, Félix Martín Milanés Fajardo, un diplomático jubilado que trabajó en la Misión Permanente de Cuba en Naciones Unidas, y que fue sancionado a 17 años. Se conocieron en Nueva York en el año 2000, y se casaron en Cuba. Después de la boda ella regresó a Miami, donde siguió laborando como maestra, y en vacaciones iba a La Habana para estar con su pareja.

La última vez fue en enero de 2017, cuando fue detenida en el aeropuerto de La Habana.

Según Jason Poblete, abogado de López Miyares, su equipo en Washington DC está preparado para viajar a la Isla si el Gobierno cubano les permitiera el acceso a su clienta.

“Ha habido repetidas propuestas para el servicio consular y se han denegado o los cubanos no han respondido” dijo a NBC News.

Al respecto Vicki Huddleston, jefa de la Sección de Intereses de Estados Unidos en La Habana desde 1999 a 2002, dijo que nunca pudieron ver a cubanoamericanos presos en Cuba. “Nos acercábamos al gobierno y les pedíamos verlos, pero la respuesta siempre fue no”.

Por ahora solo la madre de López Miyares, de 91 años, va todos los meses desde Miami a verla y a llevarle comida. La anciana ha dicho que su hija perdió 40 libras y tiene la presión alta. También su esposo de 97 años, con problemas cardíacos, está afectado. “Nos están matando a mi esposo y a mí”, dijo la mujer, quien ni siquiera pudo presenciar el juicio.

Especialistas en el tema como LeoGrande, exjefe de la misión Huddleston, creen que, de ser culpable, el Gobierno de Estados Unidos podría intentar sacarla de Cuba en un canje de espías.

El último de ellos fue en 2014, cuando Alan Gross y Rolando Sarraff Trujillo, fueron intercambiados por tres de los cinco espías cubanos encarcelados en Norteamérica, como parte del proceso de normalización de relaciones entre ambas naciones.

Archivado en:


¿Tienes algo que reportar?
Escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +1 786 3965 689

Necesitamos tu ayuda:

Como tú, miles de cubanos leen y apoyan el periodismo independiente de CiberCuba. Nuestra independencia editorial comienza por nuestra independencia económica: ninguna organización de ningún país financia CiberCuba. Nosotros hacemos nuestra propia agenda, publicamos nuestras opiniones y damos voz a todos los cubanos, sin influencias externas.

Nuestro diario se ha financiado hasta hoy solamente mediante publicidad y fondos propios, pero eso limita lo que podemos hacer. Por esto pedimos tu ayuda. Tu aporte económico nos permitirá hacer más acciones de periodismo investigativo y aumentar el número de colaboradores que reportan desde la isla, mientras conservamos nuestra independencia editorial. Cualquier contribución, grande o pequeña, será muy valiosa para nuestro futuro. Desde solo 5$ y con solo un minuto de tu tiempo puedes colaborar con CiberCuba. Gracias.

Contribuye ahora

Comentarios

Playlist de videos en CiberCuba