La cirugía estética comenzará a cobrarse en Cuba Foto © Cirugía estética

Cubanas se apuran para realizarse cirugías estéticas antes de que comiencen a cobrarlas

Este artículo es de hace 2 años

El número de mujeres interesadas en el procedimiento de cirugía estética en Cuba se ha incrementado luego de que se anunciara el cobro de esta especialidad en el proyecto de la nueva Constitución que se someterá a votación en febrero próximo.

El acceso a la cirugía estética era totalmente gratuito al igual que el resto de los servicios de salud pública en Cuba,  pero se comenzará a cobrar oficialmente  en los hospitales del país.

“Yo me hice un aumento de senos, y ahora quiero apurarme para hacerme los glúteos antes de que comiencen a cobrar estas operaciones”, dijo Mariam, una economista de 27 años, quien se atiende en el hospital Hermanos Ameijeiras en la capital cubana.

La joven explica que ha sido atendida por un equipo de elevada profesionalidad y con gran conocimiento de su trabajo.

“Realmente estoy muy satisfecha con los doctores, por eso quiero apurarme antes de que tenga que pagar por la cirugía estética. Hasta ahora solo he querido hacer algunos regalos a los médicos para mostrar mi agradecimiento”.

Un cirujano plástico del Hermanos Ameijeiras, donde se celebró recientemente un  congreso internacional sobre esta disciplina, opina que este servicio no debería llegar a cobrarse.

“Hay muchas personas, sobre todo mujeres, que no tienen los recursos para pagar una operación de este tipo y también necesitan sentirse cómodas estéticamente. ¿Qué pasará cuando quieran hacérselas y no puedan pagarla?, se pregunta este joven cirujano.

El médico dice que hasta el momento no han consultado con los especialistas de su hospital las tarifas de esta operación, pero reconoce que se ha incrementado el número de pacientes que se acercan al centro. Entre las principales operaciones que se hacen, dice, es el aumento de senos y  glúteos, y la reducción de abdomen.

En La Habana el procedimiento es bastante sencillo para acceder a la cirugía estética. El paciente va a la consulta de atención primaria (médico de la familia) donde explica su interés en esta cirugía por motivos físicos y funcionales  y de ahí lo remiten a un centro donde se lleven a cabo estas intervenciones quirúrgicas.

La mayoría de las mujeres que se realizan el aumento de senos compra la silicona “por fuera” debido a la escasez de este material en los hospitales. “Yo le compré la silicona a una colombiana en el Vedado. Ella la vende en 900 CUC y todos los meses trae mercancía por la demanda que tiene”, dice Regla, una secretaria que está en la lista para operarse a finales de septiembre.

En Cuba estos servicios médicos solo se le cobran a extranjeros que se inscriben en la especialidad de turismo de salud.

Como parte de esta modalidad, la Mastoplastia aumentativa (incremento del volumen de las mamas mediante prótesis) y la Lipoaspiración de abdomen, dos de las operaciones más recurrentes en las cubanas, valen, respectivamente, 1.390 y 1.570 CUC.

Este artículo es de hace 2 años

Archivado en:

Comentarios

Playlist de videos en CiberCuba



¿Tienes algo que reportar? escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +34621383985

Esta Web utiliza cookies propias y de terceros, para mejorar la experiencia de usuario, recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad y mostrar publicidad adaptada a sus intereses.

Más información sobre nuestra política de privacidad.