Jared Kushner, Ivanka Trump y uno de sus tres hijos. Foto © Ivanka Trump / Twitter

Cómo el yerno de Trump ayudó a salvar un pacto comercial de 1,2 billones de dólares

Este artículo es de hace 2 años

Robert Lighthizer, representante comercial de Estados Unidos, ha logrado, a sus 70 años, sacar adelante el Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TCLAN), un pacto comercial de 1,2 billones de dólares. Sin embargo, él mismo ha reconocido que no todo el mérito es suyo.

Jared Kushner, yerno del presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, jugó un papel decisivo en la negociación, que culminó este lunes con un pacto firmado frente a las cámaras, en la Casa Blanca. Su intervención ha sido determinante, sobre todo, para mantener vivo el intercambio con México y Canadá.

El primer escollo lo salvó en agosto pasado gracias a la amistad que mantiene con el secretario de Relaciones Exteriores de México, Luis Videgaray, con quien había tratado en Wall Street. Su intervención apagó varios incendios y finalmente se alcanzó un acuerdo con el país azteca.

"El acuerdo se rompió más de una vez. Y en cada ocasión, una persona siempre encontró la manera de volver a armarlo: Jared Kushner", dijo Videgaray a Reuters.

Lo mismo ocurrió con las negociaciones con Canadá. Kushner tuvo comunicación directa con los dos asesores de confianza del presidente Justin Trudeau: la jefa de personal Katie Telford y el secretario privado Gerald Butts. Ambos se reunieron con el yerno de Trump en cuanto su suegro llegó a la Casa Blanca.

Chrystia Freeland, la responsable de la negociación por parte de Canadá, tuvo un encontronazo la semana pasada con Robert Lighthizer, su homólogo norteamericano, porque ésta había participado en Toronto en un panel titulado Enfrentándose al Tirano, en el que se soltaron improperios contra Trump. El desacuerdo llegó en el peor momento posible porque el presidente de EE.UU había puesto el día 30 de septiembre como fecha límite de las negociaciones y otra vez Jared Kushner deshizo el entuerto.

Habló con sus interlocutores (Katie Telford y Gerald Butts) y les preguntó cuál era la línea roja que ponía Canadá a las negociaciones. Le respondieron que el Capítulo 19, que regula el mecanismo de resolución de disputas.

El viernes pasado Estados Unidos dejó claro que no iba a tocar ese capítulo. De esta forma, Kushner consiguió concesiones por parte del Gobierno de Trudeau, que afectan, sobre todo, al mercado de los lácteos, uno de los puntos claves de las negociaciones.

Finalmente, el viernes pasado Kushner logró que Lighthizer hablara por teléfono con Katie Telford y el secretario privado de Trudeau, Gerald Butts. Fue así como se alcanzó el acuerdo entre los cuatro.

Kushner no entró con buen pie en el Gobierno de su suegro. A principios de año, el jefe de gabinete del presidente, John Kelly, le quitó la autorización para acceder a información 'top secret'.

Dedicado al negocio de bienes raíces, a sus 37 años, está casado con Ivanka Trump y pertenece al círculo de máxima confianza del presidente de los Estados Unidos.

Con información de Reuters

Este artículo es de hace 2 años

Archivado en:

Comentarios

Playlist de videos en CiberCuba



¿Tienes algo que reportar? escribe a CiberCuba:

editores@cibercuba.com

 +34621383985

Esta Web utiliza cookies propias y de terceros, para mejorar la experiencia de usuario, recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad y mostrar publicidad adaptada a sus intereses.

Más información sobre nuestra política de privacidad.